Hospitales de NYC están listos para contener el ébola

Los centros médicos se han preparado para atender cualquier caso que se presente en la Gran Manzana

Nueva York – Las autoridades de Salud de la Ciudad de Nueva York informaron este lunes que se encuentran bien preparadas para atender, de forma inmediata y efectiva, cualquier caso de ébola que pueda presentarse en la Gran Manzana.

Según informó el doctor Jay Varma, subcomisionado de Control de Enfermedades del Departamento de Salud de la Ciudad, desde hace varios meses se ha desarrollado un extenso plan de emergencia, el cual ponen énfasis en la historia de viaje de los pacientes.

“Lo primero y más importante, es asegurarnos que los trabajadores de salud, doctores y enfermeras, siempre le pregunten a los pacientes su historia; en dónde han estado y con quién han estado”, dijo el médico.

“Sabemos por la experiencia en Dallas, que esas son preguntas primordiales para conocer si una persona ha estado o no en riesgo de contraer el ébola”, agregó Varma.

Si una persona llega a una sala de emergencia con fiebre y se confirma que ha estado en cualquier país de África Occidental, se les ha dado la instrucción al personal médico para que la aíslen de inmediato.

“Si esa persona ha estado en contacto con alguien enfermo, debe hacerse una prueba de sangre para confirmar si tiene o no el virus”, explicó el funcionario.


Lee también:

España confirma primer contagio por ébola en Europa

Piden que se examinen a los pasajeros provenientes de África

Falsa la alarma de ébola en vuelo de Newark, NJ

Camarógrafo infectado con ébola en Liberia llega a Nebraska


En Nueva York, las pruebas de sangre para detectar ébola se realizan en la misma ciudad, sin la necesidad de enviarlas a los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC), en Atlanta, por lo que se pueden obtener los resultados más rápido. Si el resultado da positivo, sí se envía al CDC para su confirmación.

Varma informó que el Departamento de Salud ha recibido desde julio cerca de 80 llamadas de doctores con pacientes provenientes de África Occidental, que han desarrollado fiebre. Sin embargo, sólo 11 ellos fueron aislados y luego se descartó que tuvieran el virus.

“Esto nos ayudó a probar nuestro sistema (de salud), porque todos esos pacientes fueron aislado de inmediato y evaluados”, agregó el experto, quien insistió en que cada hospital en Nueva York tiene la capacidad de tratar a pacientes con ébola.

También se informó que desde hace una semana el sistema de llamadas de emergencia 911 de la ciudad tiene la obligación de preguntarle a personas que llaman con síntomas de fiebre, si han estado en algún país de África afectado por ébola. De esa manera, los paramédicos y los trabajadores de emergencia que atiendan a este paciente pueden estar preparados con trajes y equipos especiales de protección, de ser necesario.

La red de hospitales públicos de la ciudad de Nueva York —más de 11 en los cinco condados—, ha venido realizando entrenamientos y simulacros para educar al personal médico sobre cómo manejar este virus.

Así lo dio a conocer este lunes el doctor Ross Wilson, director médico de la Corporación de Salud y Hospitales de la Ciudad de Nueva York (HHC).

“Desde hace más de dos meses hemos venido practicando entrenamientos y nos hemos estado preparando para atender a pacientes que potencialmente se presenten con ébola”, dijo Wilson, quien agregó que la HHC está trabajando muy de cerca con los CDC y el Departamento de Salud de la ciudad.

“Los ejercicios de simulacro los estamos realizando con pacientes falsos, que se presentan en las salas emergencia diciendo que han viajado a África y que tienen supuestos síntomas. Así vemos qué tan bien el personal de esas salas de emergencia trata a ese paciente”, dijo Wilson.

Luego que el paciente es aislado, se le explica al personal médico que se ha tratado de un ejercicio de simulación y se realiza un análisis de la situación, con el fin de ver qué cosas resultaron bien y cuáles se podrían hacer más rápido o eficientemente.

Wilson explicó que cada uno de los hospitales de la HHC tiene la capacidad de aislar a pacientes sospechosos con ébola en las unidades de cuidado intensivo de sus salas de emergencia.

Si un caso resulta positivo, y presenta complicaciones, será transferido al Hospital Bellevue, en Manhattan, donde se ha construido una unidad especial para recibir casos confirmados de ébola.

Los neoyorquinos deben saber que nuestro sistema de salud está bien preparado y que podemos detener el avance de esta enfermedad con los procedimientos adecuados”, dijo el experto.

“Si hay un paciente que ha viajado desde el Occidente de África y tiene fiebre o cualquier otro síntoma, le aconsejamos que se debe presentar cuanto antes al departamento de emergencia de su hospital local y buscar ayuda médica. No deben esperar”, recalcó Wilson.