Protestas opacan juego de los Nets en su casa

Manifestantes mostraron su oposición a evento en el Barclays
Protestas opacan juego de los Nets en su casa
Los manifestantes que se hicieron presentes en el Barclays Center ondearon banderas de Palestina y varias pancartas que decían entre otras cosas: "No disparen contra los palestinos".
Foto: Del twitter de David Zirin

@newsgus

Grupos solidarios con Palestina se manifestaron la noche del martes afuera y adentro del Barclays Center en Brooklyn donde los Nets jugaron ante el equipo israelí Maccabi Tel Aviv.

Afuera del recinto la policía colocó barricadas para contener a los manifestantes que cargaban pancartas con leyendas como ‘Disparen tiros libres y no disparen a los palestinos’. Además cantaban ‘Alto a la ocupación de Palestina’.

Algunas de las personas que entraban al estadio ondeaban pequeñas banderas de Israel y la policía pidió que no incitaran a los manifestantes.

Adentro del Barclays Center, un contingente colgó una manta en la parte más alta de las gradas con la leyenda: “Brooklyn no juega con el apartheid”.

Personal de seguridad del estadio llegó justo cuando algunos aficionados arrancaban la manta.

Barry Baum, vicepresidente ejecutivo y jefe de comunicaciones de los Nets y el Barclays Center, dijo a través de un correo electrónico que el episodio no había producido arrestos.

Además de oponerse a la ocupación de Israel sobre Palestina, los grupos solidarios se manifestaban en contra del evento exclusivo (VIP) que el equipo organizó para recaudar fondos para la organización Friends of the Israel Defense Forces (FIDF) y además honrar a militares israelíes.

“Un juego de basquetbol no debe ser la excusa para rendirle tributo a un ejercito y a unos soldados que han estado involucrados en crímenes de guerra”, dice en la página de Facebook del evento creada por las agrupaciones Jewish Voice for Peace-New York City Chapter y NYC Solidarity with Palestine.

Las demostraciones fueron escena común en esta gira del equipo israelí, campeón de la Euroliga. Primero fue Cleveland, ante los Cavaliers de LeBron James, y después tocó el turno en Brooklyn.