Cómo ganar el corazón de una mujer

Comentarios y actitudes que te aconsejamos evitar
Cómo ganar el corazón de una mujer
Muchas mujeres pueden apreciar a un hombre dispuesto a ayudar en la cocina.
Foto: Shutterstock

Muchas personas coinciden con el dicho inglés, Ignorance is bliss (La ignorancia es dicha), que implica que la falta de conocimiento puede traer felicidad. Sin embargo, cuando de relaciones de pareja se trata, no hay nada más lejano de la verdad.

Ciertos comentarios y actitudes masculinas pueden llegar a exasperar hasta a la mujer más calma, y sin embargo, muchos hombres parecen desconocer sus efectos.

Para aquellos que buscan quedar bien con una dama y no ponerla de mal humor, bajo ninguna circunstancia, compilamos una lista de comentarios y actitudes que generalmente molestan a las mujeres y que debes evitar si quieres ganar su corazón.

* “Ahorita lo hago”. La mayoría de las veces, esta frase es el preludio a dos o tres horas de reiterar el pedido sin éxito. Y para colmo, cuando el aludido finalmente se levanta, generalmente lo hace de mal humor y nos acusa de insistentes y reiterativas – entre otras cosas-.

Si quieres impresionar a una dama, la próxima vez que te pida que hagas algo, simplemente hazlo. Te estará por siempre agradecida.

* ¿Cómo puede ser que no se den cuenta? Cuesta creer que algunos hombres realmente no se den cuenta cuando nos cortamos-teñimos-enrulamos-alisamos el cabello. O cuando tenemos ropa nueva, o cambiamos de maquillaje. Pareciera ser una especie de detallismo selectivo, porque en otros casos, recuerdan muy bien lo que vestía la vecina, o el color de cabello de la maestra del niño.

Si quieres ganar el amor de una dama, presta atención a sus esfuerzos estéticos.

* No es mi periodo-pms-menopause, eres tú. A nadie le gusta que le atribuyan una razón hormonal a cada uno de sus sentimientos y comentarios.

Si quieres conocer la razón por la cual una mujer está de mal humor, busca la manera de iniciar la conversación, pero no asumas que es “ese momento” del mes.

* “¿Te falta mucho? Vamos a llegar tarde”. Mientras un hombre se viste y se prepara para salir, generalmente la mujer tiene que asegurarse de que los chicos estén comidos y bañados, sacar a pasear el perro una última vez, chequear que todas las ventanas estén cerradas y buscar la dirección del lugar, entre otras cosas. Así siempre vamos a tardar más.

* Dejando huella. Algunos hombres tienen la característica de ir dejando todo tipo de huellas al desplazarse por la casa. Huellas de platos sucios, al pasar por la cocina; o de medias y ropa que se va sacando, yendo de la cama al living.

Si quieres ganar su corazón, recuerda que pocas cosas emocionan tanto a una mujer, como un hombre que siempre esté dispuesto a lavar los platos.

virginia.gaglianone@laopinion.com