En privado velatorio de excongresista boricua Herman Badillo

Los eventos fúnebres se realizarán en Frank E. Campbell Funeral Home, en Manhattan
En privado velatorio de excongresista boricua Herman Badillo
Badillo fue catalogado “el político puertorriqueño más influyente” de las décadas de 1950 y 1960.
Foto: Archivo

NUEVA YORK – El velatorio del excongresista puertorriqueño Herman Badillo se realizará en privado este domingo en la Frank E. Campbell Funeral Home de la avenida Madison, en Manhattan, informaron fuentes cercanas a la familia del político.

A la funeraria, famosa por haberse realizado los velatorios de Celia Cruz, Greta Garbo y Joan Rivers, entre otros personajes celebres, se espera la asistencia de los excomisionados de policía, Rudy Giuliani y Ray Kelly. Se supo que ambos ofrecerán un discurso de despedida. Se desconoce cuándo y dónde será sepultado.

La noticia de la muerte Badillo (85) desató una cadena de mensajes de admiración, tristeza y gratitud que destacaron un legado de lucha en las décadas más turbulentas para la comunidad boricua y el liderazgo político de Nueva York.

“Estoy profundamente entristecido por la muerte de un hombre a quien yo admiraba y consideré un modelo a seguir”, dijo en un comunicado de prensa, el presidente de El Bronx, Rubén Díaz Jr. Badillo fue catalogado “el político puertorriqueño más influyente” de las décadas de 1950 y 1960.

“Siempre estaba ahí para escuchar mis preguntas y ofrecerme su asesoría. Fue una voz que guió el principio de mi carrera”, agregó Díaz Jr. sobre el primer latino en la presidencia de ese condado.

El alcalde Bill de Blasio dijo estar profundamente entristecido por la muerte de Badillo y destacó su trayectoria política.

“Llegó a la Ciudad de Nueva York como un huérfano y se fue como una leyenda”, sentenció De Blasio. “Su vida y obra inspirarán a los neoyorquinos por generaciones”.

Badillo llegó a NY a los 11 años para quedarse al cuidado de una tía, luego de quedar huérfano tras la muerte de sus padres por tuberculosis.

“Se levantó como un líder en la década de 1950 y los años 60, una época en la que defendió una comunidad que fue calificada abiertamente como ‘un problema’ para esta ciudad”, indicó la presidenta del Concejo Municipal, Melissa Mark-Viverito. “Él luchó con éxito para eliminar las pruebas de alfabetización y las papeletas sólo en inglés destinadas a negar los puertorriqueños y otras comunidades su derecho al voto”.

Mark-Viverito añadió que “Herman provocó controversia en sus últimos años, pero su lugar en la historia como un líder que se atrevió a derribar puertas abiertas es innegable”.

Los congresistas neoyorquinos José Serrano y Nydia Velázquez exaltaron la labor de Badillo.

“El Bronx, la comunidad puertorriqueña y la comunidad hispana jamás lo olvidarán”, aseguró Serrano.

Sus elogios fueron secundados por la congresista por Nuevo México, Michelle Luján Grisham, y la representante californiana Lucille Roybal-Allard que recordó cómo Badillo, junto a su fallecido padre, Edward Roybal, fundaron el Caucus Hispano del Congreso (CHC) para canalizar y ampliar la voz de los latinos durante casi 40 años.

La Asociación Nacional de Funcionarios Latinos Electos y Designados (NALEO), cofundada por el político, destacó que “Badillo fue un servidor público dedicado por más de cuatro décadas a la vanguardia de los esfuerzos para promover los derechos civiles, la renovación urbana, programas contra la pobreza, los derechos de voto, el empleo y la educación”.

El CHC, que reúne a los legisladores hispanos demócratas de la Cámara de Representantes, se sumó a las manifestaciones de tristeza por la muerte del boricua, calificado como “campeón de los derechos civiles”.

Ayer el presidente del CHC, Rubén Hinojosa, calificó al funcionario de “campeón de los derechos civiles” y destacó su labor en defensa de los intereses de la comunidad latina.

A Badillo le sobreviven su esposa Gail y su hijo David, de un matrimonio anterior.