Arrestan abuela por abandonar a su nieta para ir al casino

En tanto, un hombre abandona a otro menor por comprar flores de San Valentín

Guía de Regalos

Arrestan abuela por abandonar a su nieta para ir al casino
Cuando fue interrogada, la abuela sostuvo que había ido a cambiar un cheque.
Foto: YouTube

Nueva York– La Policía acusó a una abuela por abandonar a su pequeña nieta, en las afueras de un casino en Queens, para irse a jugar en las máquinas traga monedas.

El hecho se registró el sábado en horas de la mañana, de acuerdo al informe, cuando Renee Osby (56), intentó ingresar con su nieta, de 5 años, al Resorts World Casino en South Ozone Park, pero fue devuelta en la puerta por no estar permitida la entrada a menores.

Osby no se dio por vencida, y decidió dejar a su nieta en el interior de su vehículo e irse a jugar. La mujer fue vista por guardias de seguridad, a quienes les intrigó el paradero de la pequeña, procediendo a ir a buscar en el estacionamiento y encontrándola sola sin calefacción, enfrentando las gélidas temperaturas del sábado por la mañana.

La mujer no retornó al vehículo hasta una hora después. Cuando fue interrogada por la Policía, la abuela sostuvo que había ido a cambiar un cheque. Su arresto se produjo en el lugar y fue acusada por actuar de manera perjudicial contra un menor.

La niña, que se encontraba en perfecto estado, fue retornada a su padres que residen en el área de Bushwick, en Brooklyn.

En otro caso, Victor Streety (30) fue acusado por abandonar al hijo de su novia de 3 años, al que dejó solo en su apartamento de Harlem, mientras se fue a comprar unas flores por la celebración del Día de los Enamorados.

El pequeño fue encontrado por uniformados, cerca a la intersección de la calle 146 y la avenida St. Nicholas, sobre las 9:30 a.m., desde donde fue trasladado al hospital de Harlem para ser revisado.

Media hora después que el menor fue encontrado, Streety acudió al cuartel de policía 30, para reportar la desaparición del niño. Al ser interrogado admitió que dejó al niño, dormido y solo en el apartamento, mientras la madre del pequeño estaba en el trabajo y le había ido a comprar las flores.