La más antioxidante de las berries

La más antioxidante de las berries

Con la relevancia que han ganado los llamados súper alimentos, hay uno que se va haciendo cada vez más popular por sus grandes atributos antioxidantes: la aronia.

También llamada en inglés chokeberry, esta baya o berrie de color morado oscuro es oriunda de Estados Unidos y Canadá. Sin embargo su uso es más común en los países escandinavos, Polonia y Rusia, donde se consume tradicionalmente por sus grandes propiedades alimenticias.

Su sabor no es muy dulce, por lo que es común encontrarla en forma de jugos, concentrados o congeladas, lo que también elimina un poco su sabor amargo.

El mayor valor de esta fruta es su alta mezcla natural de antioxidantes de polifenol, que resultan muy beneficiosos para los sistemas cardiovascular e inmunológico.

Tienen además una alta concentración de antocianinas y flavonoides. Según análisis de la Universidad de Maryland, la aronia pudiera ser especialmente beneficiosa contra el cáncer de colon.

“Como médico, no he visto nada que se parezca al aronia berry por su potencial en la curación del cuerpo“, señala el doctor Kent Dinucci, cirujano del American College of Foot and Ankle.

“La ingesta de aronia y suplementos que contengan la fruta ayuda a proteger al cuerpo contra la aterosclerosis, la hipertensión, los ataques cardíacos, los accidentes cerebrovasculares, y desacelera el proceso de envejecimiento“, agrega.

Popularmente se ha utilizado para mejorar la salud del tracto urinario, mantener una presión arterial saludable, como parte de la dieta en enfermos cardiovasculares y diabéticos ya que provoca una reducción de los índices de glucosa.

Sus consumidores aseguran además que estas pequeñas frutas ayudan al organismo a producir colesterol bueno y mejorar la digestión, por las propiedades antiinflamatorias de sus componentes.

En la cocina se utiliza para hacer caramelos, gelatinas, en yogures, dulces, mermeladas, helados, licores y tés. Hay algunas medicinas que también la contienen.

Ingredientes:

  • 2 tazas de aronias congeladas
  • 3 bananas
  • 1 taza de yogur sin grasa
  • 1 taza leche de leche de coco sin azúcar
  • 2 cucharadas de miel

Preparación:

En una batidora, licúa las aronias, las bananas, el yogur, la leche de coco y la miel. Servir.

Las aronias no se consiguen por todos lados. Para comprarlas congeladas, en forma de jugos, concentrados o hasta caramelos masticables, puedes visitar la página www.superberries.com