EEUU: prematuro” hablar de embajador en Cuba

Pero el senador Marco Rubio ya advirtió de que bloqueará su eventual confirmación
EEUU: prematuro” hablar de embajador en Cuba
La Habana
Foto: EFE / EFE

Washington.- Estados Unidos y Cuba siguen intentando destrabar las negociaciones para la eventual reapertura de sus respectivas embajadas, por lo que es “prematuro” discutir el nombramiento del futuro embajador estadounidense en La Habana, según dijo este lunes a este diario una funcionaria del Departamento de Estado.

La funcionaria, que pidió el anonimato, explicó que si bien hubo un “progreso significativo” en la cuarta ronda de negociaciones entre EEUU y Cuba, realizada en Washington entre el 21 y 22 de mayo pasados, aún quedan pendiente asuntos “sustanciales” sobre la mesa.

La meta sigue siendo la reapertura de las embajadas en Washington y La Habana, en el marco de la normalización de las relaciones bilaterales.

“Seguiremos colaborando con el gobierno de Cuba para reestablecer las relaciones diplomáticas y reabrir pronto nuestras embajadas. Debido a que estas negociaciones siguen en curso, el discutir el proceso de nombramiento de un eventual embajador en Cuba sería prematuro”, enfatizó la funcionaria.

Oposición anunciada

Prematuro o no, eso no ha impedido que líderes conservadores como el senador republicano por Florida y precandidato presidencial, Marco Rubio, advirtiera hoy mismo al secretario de Estado, John Kerry, de que él bloqueará el proceso de confirmación en el Senado.

“Pienso trabajar con mis colegas para bloquear los esfuerzos de la Administración por perseguir relaciones diplomáticas con Cuba y nombrar a un embajador hasta que haya progreso sustancial” en cuatro áreas específicas, amenazó Rubio, de origen cubano.

LEE ADEMÁS:
No hay fecha para reapertura de embajadas en EEUU y Cuba
A Obama le encantaría visitar La Habana
Cuba: EEUU dice que no habrá normalización completa hasta fin del embargo

En una carta enviada hoy a Kerry, Rubio explicó que el gobierno de Cuba debe cumplir con una serie de condiciones antes de que el Senado pueda confirmar al eventual embajador de EEUU en La Habana.

Según Rubio, el régimen cubano debe mostrar “resultados concretos” en áreas como reformas políticas y derechos humanos; la repatriación de “terroristas y fugitivos” de EEUU en Cuba; la resolución y debida compensación por propriedades confiscadas, y el levantamiento de restricciones a los diplomáticos estadounidenses en la isla.

La carta señaló que, según la Oficina Federal de Investigaciones (FBI), hay más de 70 fugitivos que se han refugiado en Cuba huyendo de la Justicia estadounidense, incluyendo a Joanne Chesimard, alias “Assata Shakur” y quien figura entre los diez más buscado del FBI por matar a un policía.

Rubio consideró que sólo condicionando la normalización de las relaciones a estas cuatro áreas es que EEUU puede obtener “beneficios tangibles para los pueblos de EEUU y Cuba”.

En el marco del deshielo entre ambos países,  EEUU sacó el viernes pasado a Cuba de la lista de Estados patrocinadores del terrorismo, una “lista negra” en la que estuvo incluida desde 1982, dando otra clara señal -cargada de simbolismo- de la eventual normalización de las relaciones bilaterales y otro paso hacia la reapertura de embajadas.