Balas manchan el fin de semana en Nueva York

El saldo por episodios violentos es de tres muertos y 16 heridos

Un nuevo episodio de sangre y violencia vivió a la ciudad de Nueva York durante el fin de semana, en el que se registraron siete incidentes con armas de fuego que dejaron como saldo 3 muertos y 16 heridos en Brooklyn y El Bronx.

Uno de los hechos ocurrió sobre la 1:30 de la madrugada del domingo en el parque infantil Space Time, ubicado en las esquinas de la avenida Bolton y Lafayette en El Bronx, en el que Christian García -un joven hispano- de 20 años murió a causa de un impacto de bala que recibió en el pecho. En el incidente un hombre de 25 y una adolescente de 17 que fueron heridos en la pierna y en los glúteos respectivamente. Los dos se encuentran hospitalizados y en condición estable.

El fatal incidente tiene consternados a los residentes del área, como Chola González, que vive en el complejo residencial Stevenson Commons, ubicado justo en frente del parque y el mismo inmueble donde vivía la víctima.

“Es fuerte la situación, escuchar que la juventud está muriendo a causa de las armas y la violencia es terrible”, dijo González que estaba reunida con otro grupo de residentes en la recepción del edificio.

“Esto cada día es más caliente, es brutal lo ocurrido” expresó otra residente que prefirió no ser identificada.

Entre tanto en el parque donde ocurrió la balacera, se encontraban algunos pequeños que estaban utilizando los diferentes juegos. Asistentes al lugar y consultados por este rotativo sobre su opinión respecto de lo ocurrido se mostraron preocupados: “No hay ningún lugar seguro y me preocupa, pero también es el sitio más cercano que tengo para traer a jugar a mi hija, así que no tengo mucho de donde elegir”, dijo una mujer que solo se identificó como Taisha.

Paralelo a este hecho, otro hombre de 46 años murió en un tiroteo en Brooklyn, en el complejo de viviendas Whitman, en la sección de Fort Greene, de quien aun las autoridades no han dado a conocer su identidad.

En otro incidente nueve personas resultaron heridas en un hecho registrado sobre las 2:00 a.m. del domingo en la sección de East New York, Brooklyn y que aparentemente se produjo luego de una discusión durante una fiesta en un patio de una de las residencias de la avenida Stanley. Las víctimas, hombres y mujeres entre las edades de 19 a 38 años, fueron baleados en las piernas, brazos y cuello –ningún de ellas de gravedad- siendo tratadas en los hospitales Jamaica, Brookdale y Kings County.

Otras cuatro personas fueron atendidas por cortaduras y contusiones producto de la pelea.

Brooklyn se pone caliente

La ola de violencia en Brooklyn se inició el viernes en la noche, en el que en un período de cuatro horas se registraron igual número de incidentes, dejando un muerto y cinco personas heridas.

Según el reporte policial, Donnell Smith de 24 años fue herido mortalmente de varios balazos, mientras se encontraba en el corredor de los proyectos de vivienda Flatlands, sobre la 1:40 de la madrugada del sábado

Dos horas antes una bala le rozó el rostro a un hombre cerca del este de la calle 38, cerca a la avenida I alrededor de las 11:15 de la noche del viernes.

En otro incidente un pistolero abrió fuego en las afueras del Prospect Park en la avenida Parkside, impactando a tres personas alrededor de la 1:50 de la madrugada. Entre ellos un hombre de 34 años que recibió un balazo en la pierna, otro de 47 con un disparo en el pie y una mujer de 18 que se apersonó entrada la mañana en el mismo centro asistencial con una herida de bala en su muslo izquierdo.

Mientras tanto un hombre de 36 años fue baleado en la mano durante un intento de robo en la zona Coney Island apenas pasadas las 3 a.m., según informó la policía.

“Tenemos que parar la violencia que está matando a nuestros jóvenes no solo en mi distrito, en la ciudad de Nueva York sino a través de toda la nación”, dijo el concejal Jumaane Williams que convoco a una vigilia en horas de la tarde en Brooklyn para condenar los hechos ocurridos en ese condado.

El edil dijo sentirse frustrado porque las calles continúan inundadas de armas, pidiendo además que quien tenga información sobre los incidentes, que acuda a la policía para dar con los responsables. Igualmente instó “para que no se tome venganza sobre ninguno de estos crímenes, ya que esto lo único que acarreará es que la violencia se disperse”. Así como dijo que “necesitamos más recursos para desarrollar programas que realmente funcionen para detener a las armas”.

Igualmente la Defensora del Pueblo Letitia James reaccionó conmovida ante los acontecimientos de los que dijo son “actos de violencia sin sentido”, al tiempo que urgió por que se haga algo para sacar las armas de las calles, “debemos hacer más para sacar las armas de nuestras calles y terminar la locura que nos sigue trayendo muerte y destrucción”.

Todos los casos se encuentran bajo investigación. La Policía está recogiendo testimonios de residentes de los alrededores para dar con el paradero del autor o autores de los disparos. Hasta el momento no se han producido arrestos.