Obrero hispano murió por negligencia

Arrestan y acusan a supervisores de una construcción por no atender los llamados de peligro para los trabajadores
Obrero hispano murió por negligencia
La excavación se realizaba en la Novena avenida entre las calles 12 y 13.

Dos encargados de una construcción hicieron caso omiso a varias advertencias de peligro para los obreros y eso le costó la vida al trabajador Carlos Moncayo (22). El pasado 19 de abril el obrero ecuatoriano murió aplastado por la tierra cuando se realizaba una excavación en la Novena avenida entre las calles 12 y 13, y no se reforzaron los muros mientras se abría el hoyo.
Por este caso de negligencia fueron arrestados este miércoles el capataz de la obra Wilmer Cueva (50) y el supervisor Alfonso Prestia (54), a quienes se le impusieron cargos en la Corte Suprema de Manhattan por homicidio involuntario, negligencia e imprudencia. También se formularon cargos contra las compañías subcontratistas Sky Materials Corp. y Harco Construction LLC., cuyos abogados se hicieron presentes en la corte.
Al anunciar los arrestos la Fiscalía de Manhattan explicó que los acusados ignoraron las repetidas advertencias de meses, semanas y hasta minutos antes de la tragedia. Al hacer la excavación requerida para poner los cimientos no se realizaron las trincheras en la zanja para evitar que la misma tierra colapsara. Se requiere esta protección cuando los huecos son mayores de cinco pies. El hoyo medía 14 pies. Aurora Capital Advisors era la propietaria del terreno en el 919 de la Novena Avenida. Sky no tenía licencias vigentes al momento del incidente.

El trabajador, el ecuatoriano Carlos Moncayo (22).
El trabajador, el ecuatoriano Carlos Moncayo (22).

“Dos compañías adineradas, por ahorrar costos, buscaron atajos para acelerar, porque estaban dos meses atrasados en la obra. Eso ocasionó la muerte de Moncayo”, dijo el fiscal Cyrus C. Vance.
Cueva, ecuatoriano y Prestia, italiano, que no tienen récor criminal, llegaron a la corte esposados y se sentaron separados. Prestia tiene quince años de experiencia en construcción, y “las horas antes de la tragedia permaneció encerrado en su tráiler”, dijo la Fiscalía.
Todas las partes se declararon no culpables, y tanto Cueva como Prestia quedaron en libertad tras pagar la fianza de $100,000 sugerida por la Fiscalía. Ni los abogados ni los clientes hablaron con los medios. Deben comparecer de nuevo el 25 de septiembre.

Reconocer error

La Fiscalía y el Departamento de Investigaciones (DOI) reconocieron un error en los métodos de alerta ya que hasta el momento del incidente, los inspectores sólo debían reportar las fallas a las mismas compañías y no al Departamento de Edificios (DOB) o a otro ente como la Administracion de Seguridad y Salud Ocupacional (OSHA).
“Ahora se creó una unidad especial para mejorar la coordinación y comunicación sobre los muchos puntos de construcción en toda la ciudad”, afirmó Marc G. Peters del DOI.
El fiscal Vance informó que en 2013 la víctima había pagado de su propio bolsillo un entrenamiento en seguridad en OSHA de 26 horas de duración. También reportó que en el sitio trabajaban obreros no sindicalizados en su mayoría indocumentados y con poco conocimiento de inglés.
“Minutos antes de la tragedia se dio la orden de evacuar el sitio, pero Moncayo se quedó allí y su supervisor no hizo lo suficiente para obligarlo a evacuar”, dijo Vance.
Kay Gee, directora de OSHA en Manhattan, dijo que Moncayo era un persona y no una estadística. “Su muerte no debió haber ocurrido. Esto nos recuerda que cuando los empleadores son negligentes puede ocurrir lo trágico e irreversible”.
Ante el auge de la construcción, OSHA ha indicado que un 75% de las obras en curso en la actualidad son realizadas por obreros no sindicalizados. En este caso particular, debido a que las obras apenas empezaban, no había suficiente supervisión de la Ciudad.
El Diario intentó sin éxito contactar a las compañías. Sky Material, ubicada en Maspeth, Queens, no respondió las llamadas. Harco Costruction, ubicaba en Canal St, Chinatown, permanece cerrada.

Kenneth Hart, presidente de la compañía Harco Consultants Corp, incurrió en treinta violaciones durante dos años, entre enero de 2013 y diciembre de 2014, en nueve sitios de construcción en Manhattan, Brooklyn y Queens. “Puso en peligro la vida de los obreros y del público”, dijo Rick Chandler, Comisionado de Edificios, quien revocó de por vida la licencia de la compañía.
En 2014 hubo 14 fatalidades relacionadas con obras de construcción informó OSHA. En lo que va de 2015, van 10 fatalidades.
Con la nueva unidad especial, ahora cualquier persona puede contactar al DOB para reportar condiciones peligrosas en los sitios de construcción.

Accidentes en construcciones en NY

Un estudio presentado en mayo por el Comité de de Salud y Seguridad Ocupacional de Nueva York (NYCOSH) encontró que:

  • En 2014 hubo 14 fatalidades relacionadas con obras de construcción.
  • En lo que va de 2015, van 10 fatalidades.
  • En el sector de la construcción ocurre un 20% de las muertes en lugares de trabajo en el estado de Nueva York.En 2012, un 60% de los muertos fueron inmigrantes y un 79% no estaba vinculado a un sindicato.
    • Las caídas desde grandes alturas cuentan por la mitad de las muertes en construcción en el estado de Nueva York y 71% de las lesiones en la ciudad.
  • En 2014 hubo 231 heridos
  • En lo que va de 2015 van 127 heridos

Cifras del DOB revelan que entre 2008 y 2014 se registraron 96 accidentes en sitios de la construcción que afectaron peatones. Más de las tres cuartas partes de los accidentes ocurrieron en Manhattan.

En 2014, OSHA emitió cerca de 700 citaciones por infracciones graves, intencionales y de reincidencia, en sitios de construcción. Las faltas incluyen andamios inseguros, cables de electricidad desgastados y sin conexión a tierra, y la falta de equipo de protección como cascos.

De acuerdo con la organización New Immigrant Community Empowerment (NICE), los jornaleros latinos tienen 30% más posibilidades de sufrir accidentes en el lugar de trabajo. La organización destacó que las muertes de trabajadores hispanos se incrementaron en 28% pasando en los últimos años.

Para denunciar

Un trabajador al que se le violen sus derechos laborales en el estado de Nueva York puede presentar una queja ante la Oficina del Fiscal General o llamar a la Oficina de Asuntos Laborales al (212) 416-8700.