Control en frontera reduce migrantes en EEUU, granjas se quedan sin trabajadores

Así lo reporta el Wall Street Journal, que destaca que la producción se ha reducido este año 9.5 por ciento
Control en frontera reduce migrantes en EEUU, granjas se quedan sin trabajadores
Foto: Archivo / EFE

Las granjas de frutas, verduras y lácteos de Estados Unidos están padeciendo pérdidas de sus cultivos por la escasez de trabajadores luego de una disminución de inmigrantes mexicanos ante el control en la frontera sur, reporta el Wall Street Journal. La producción se ha reducido este año 9.5 por ciento.

La economía fortalecida de ese país, además, permite a las personas buscar un trabajo menos agotador y con mejores condiciones laborales.

Ante la situación, los granjeros intentan cortejar más mano de obra mediante el incremento de salarios y mejora en las prestaciones médicas. Algunas compañías están construyendo viviendas y proporcionando oportunidades educativas. Sin embargo, “estos esfuerzos no han solucionado de forma significativa la baja de trabajadores”, asegura el medio.

Los productores aseguran que “se llevan la peor parte” del mayor control del gobierno de EU en la frontera, ya que carecen de una fuerza de trabajo adecuado. Los nacidos en Estados Unidos no están acostumbrados a la mano de obra agrícola y abandonan el trabajo en la cosecha después de sólo unos días, cuentan al diario los propietarios de fincas.

A nivel nacional y en los últimos cuatro años, el salario promedio por hora para los trabajadores de los cultivos contratados directamente por los agricultores han subido un 5.3 por ciento (11.33 dólares), ajustado a la inflación, de acuerdo con el Departamento de Agricultura de Estados Unidos.

Noticias de Inmigración

No obstante, la edad promedio de los empleados de los cultivos estadounidenses se ha elevado a 38 años, los que los hace menos propensos a buscar trabajos más arduos como lo es cosechar.

De acuerdo con datos de la Alianza para una Nueva Economía Americana, un grupo a favor de la política migratoria, esta reducción de trabajadores ha tumbado la producción de frutas y verduras 9.5 por ciento este año (unos 3.1 mil millones de dólares).

El problema, dice el WSJ, comenzó hace años, pero exacerbó este verano por un problema técnico que afectó el procesamiento de visas para empleados temporales, lo que retrasó la llegada a EU de miles de trabajadores agrícolas legales. Eso provoca millones de dólares de pérdidas de cosechas en California y otros estados.

El programa federal H2-A visa, que ofrece visas temporales para trabajadores agrícolas, ha ayudado para llenar el vacío de los propietarios de granjas.

El Departamento de Trabajo de Estados Unidos certificó el año pasado un récord de 116 mil 689 empleados temporales, en su mayoría procedentes de México. Sin embargo, los productores consideran que es caro e inadecuado porque sólo cubre una fracción de la necesidad de mano de obra.

A pesar de todo ello, concluye el diario internacional, algunos defensores de los trabajadores agrícolas aseguran que ven poca evidencia de la mejora generalizada de las condiciones laborales.

Aunque existe escasez de mano de obra en algunas áreas, las violaciones a los derechos laborales persisten y “en general, los empleadores agrícolas todavía pueden mejorar en su labor de atraer y retener a los trabajadores mediante la mejora de las condiciones en el trabajo”, dijo Bruce Goldstein, presidente de Trabajadores Agrícolas de Justicia, con sede en Washington DC, grupo que trabaja para proteger a los trabajadores del campo.

?>