Hispanos esperan que el Papa Francisco interceda por los “invisibles”

Obispo auxiliar de Seattle afirma que el Papa tiene un “peso bárbaro” y trasladará al Congreso un mensaje de “compasión” con los inmigrantes  
Hispanos esperan que el Papa Francisco interceda por los “invisibles”
Eusebio Elizondo, obispo de la archidiócesis de Seattle.

Washington.- La visita del Papa Francisco a EEUU ha generado grandes expectativas entre los católicos y la comunidad hispana para que éste interceda por los inmigrantes indocumentados y ayude a reducir la retórica incendiaria contra los inmigrantes en general, afirmó este miércoles el obispo auxiliar de Seattle, Eusebio Elizondo.

En entrevista exclusiva con este diario, el obispo mexicano de la archidiócesis de Seattle, en el estado de Washigton, explicó que “existe una gran expectativa, especialmente porque durante toda su trayectoria, el Santo Padre siempre ha insistido en una solución a la situación drástica y triste de los inmigrantes y refugiados”.

“No puedo ver su pensamiento ni su corazón pero, por todo lo que ha manifestado en el pasado, el Santo Padre aprovechará su discurso ante el Congreso para insistir en una nueva formulación de caridad y respeto a la dignidad humana de cada inmigrante”, vaticinó Elizondo, quien preside el Comité sobre Migración de la Conferencia de Obispos Católicos de los EEUU (USCCB).

Es que, siguiendo el ejemplo del Papa Juan Pablo II, el máximo líder de los católicos, de 78 años, ha emprendido numerosas giras evangelizadoras  por el mundo para tener un contacto directo con los católicos, y no ha evadido espinosos asuntos políticos.

Así, sin temor a “hacer olas”, el Pontífice ha asumido una actitud conciliadora respecto a los matrimonios homosexuales –condenando su marginación, por ejemplo-; ha centrado su misión en el combate a la pobreza y la creciente brecha entre ricos y pobres; ha denunciado las violaciones de los derechos humanos en el mundo, y también ha expresado su apoyo a los inmigración indocumentados en EEUU.

De hecho, el Sumo Pontífice ha descrito la marginación de los inmigrantes como una “emergencia humanitaria”, por lo que también Mario Dorsonville, el  obispo auxiliar de archidiócesis de Washington, la capital de EEUU, ha dicho a la prensa que anticipa que éste aborde en sus encuentros con la clase política el “drama migratorio” que viven los inmigrantes “invisibles” en este país.

En la entrevista telefónica, Elizondo, originario de Tamaulipas (México), consideró que, como líder de la iglesia universal, el Papa Francisco tiene “un peso bárbaro”, si bien en EEUU los católicos son una minoría religiosa.

Se calcula que, en la actualidad, unos 76,7 millones de estadounidenses pertenecen a la Iglesia Católica –en comparación con 48,5 millones hace medio siglo-, y es un número alimentado en un 41% por minorías raciales y étnicas, según un informe del Centro de Investigación Pew en mayo pasado.

Más acercamiento con católicos latinos

Según Elizondo, cuando el Papa Francisco inicie su gira de cuatro días a partir del próximo 23 de septiembre, encontrará a una comunidad católica hispana unida pero que carece de suficientes “ministros” bilingües para responder al creciente flujo de inmigrantes latinoamericanos en EEUU.

En ese sentido, reconoció que parte del éxodo de algunos católicos a otras denominaciones protestantes –en particular los evangélicos- se debe a que han incrementado sus esfuerzos de acercamiento con la comunidad inmigrante, con más ministros bilingües, y misas en español.

“Creo que el Santo Padre es muy consciente de que se nos van muchos de los inmigrantes porque otras denominaciones los atienden en su lengua y en su cultura, pero también ha promovido a muchos más obispos de origen latino, mexicanoamericanos, en EEUU. Todavía nos queda mucho por hacer porque no tenemos suficientes latinos que terminen sus estudios y puedan entrar a los seminarios”, observó Elizondo.

Un Papa progresista

Elizondo señaló que el mayor crecimiento de la Iglesia Católica se encuentra ahora en América Latina y AÁfrica, y la visión del Papa Francisco responde a todos los asuntos más apremiantes en ambos continentes.

“No se trata de que sea progresista o conservador, simplemente tiene una visión distinta a la europea y, viniendo de Latinoamérica con todas las situaciones de pobreza, de desigualdades sociales, de injusticias, de dictaduras… él tiene una visión más amplia, fiel a los dictámenes de lo que ha vivido a lo largo de su ministerio sacerdotal. Nos reta a cuestionarnos en nuestros corazones y en nuevas formas pastorales”, enfatizó Elizondo.

Elizondo tiene previsto participar en varios de los eventos organizados en torno a la visita del Papa en EEUU entre el 22 y 27 de septiembre próximos, incluyendo el Encuentro Mundial de Familias en Filadelfia, Pennsylvania.

Un grupo de feligreses de Seattle viajará a Washington para participar en el evento denominado “Caminando con el Papa”, la mañana del 23 de septiembre, que contará con la participación de feligreses y activistas pro-inmigrantes de toda el área metropolitana de la capital estadounidense y de otros estados del país.

Se calcula que unas 50,000 personas se acercarán por autobús, metro o a pie hasta la parte sur de la Casa Blanca, donde el Papa Francisco saldrá a saludarlos tras concluir su reunión con el presidente Barack Obama.

En su itinerario, el Papa Francisco sostendrá encuentros con latinos y misas en español en cada una de sus paradas en Washington, Nueva York y Filadelfia, antes de regresar a Roma el 27 de septiembre.

NOTICIAS DEL PAPA FRANCISCO