La brecha salarial va de mal en peor y golpea más a las minorías

Nueva Jersey, California y Texas encabezan estados con peor desigualdad para las latinas

WASHINGTON.- La brecha salarial, que todos los políticos prometen resolver, ha empeorado en Estados Unidos y golpea especialmente a las latinas en estados como Nueva Jersey, California y Texas, según datos difundidos este jueves por la Oficina del Censo.

Aunque las desigualdades existen en cada uno de los 50 estados, la brecha varía de un estado a otro pero, en general, la realidad sigue siendo la misma: las mujeres conforman casi dos terceras partes de quienes ganan salario mínimo, que en la actualidad se sitúa en $7,25 la hora a nivel federal.

Eso significa, según los expertos, que una madre de dos hijos y con salario mínimo queda sumida por debajo de la pobreza y, con demasiada frecuencia, a merced de los programas de asistencia pública para subsistir.

Según datos del Censo, analizados por el Centro Nacional de Leyes para la Mujer (NWLC, en inglés), Nueva Jersey, California y Texas, en ese orden, encabeza la lista de los diez peores estados para la brecha salarial de las latinas.

La lista la completan Washington, Utah, Maryland, Alabama, Illinois, Rhode Island, y Connecticut.

En Nueva Jersey, por ejemplo, las latinas ganan un ingreso anual medio de $31,423, comparado con el salario de $73,551 de los hombres blancos. Es decir, las mujeres latinas en ese estado ganan 42,7 centavos por cada dólar que gana el hombre.

En California, el salario medio de una latina es de $30,392, en comparación con los $70,805 que gana un hombre blanco, o un total de 42,9 centavos por cada dólar.

Mientras, en Texas, el salario medio de una trabajadora hispana es de $26,622, en contraste con el de $60,185 de un hombre blanco, o 44,2 centavos por cada dólar.

Un mapa interactivo de NWLC ofrece detalles sobre la brecha salarial en el resto de los estados.

http://public.tableau.com/javascripts/api/viz_v1.js

Wage Gap Map

La Oficina del Censo emitió numerosos informes demográficos, incluyendo uno que señala que la tasa de pobreza entre 2010 y 2014 fue de al menos el 30% en 119 condados del país, la mayoría de ellos en el sur.

Según NWLC, los datos del Censo solo confirman la urgencia de que el Congreso aumente el salario mínimo federal, tomando en cuenta que un aumento salarial beneficiaría principalmente a las mujeres de las minorías.

Recientemente, un informe del Foro Económico Mundial indicó que la brecha salarial en EEUU permanece en un 64%, lo que significa que las mujeres ganan dos tercios de lo que gana un hombre por un trabajo similar. Es una situación que aparentemente va empeorando: de los 145 países analizados en ese informe, EEUU se sitúa ahora en el puesto 74, mientras que en 2014 estuvo en el puesto 65.

Ese informe advirtió además de que, sin medidas correctivas, las mujeres en EEUU, en general, tendrían que esperar hasta 2133, un total de 118 años, para alcanzar la equidad salarial con los hombres.