Alcalde defiende nuevo programa para atender a desamparados

Organizaciones que trabajan con esta población reaccionan a favor y en contra de la propuesta
Sigue a El Diario NY en Facebook
Alcalde defiende nuevo programa para atender a desamparados
Uniformados desalojan a un desamparado en Harlem. (Archivo/ Mariela Lombard)
Foto: Mariela Lombard / El Diario

Un día después de lanzar la propuesta para hacer un seguimiento estadístico de los desamparados en Nueva York, el alcalde Bill de Blasio continuó defendiendo,  a través de varios medios locales, los beneficios del sistema llamado Home-Stat, similar al CompStat que emplea el NYPD para contabilizar el crimen.

Organizaciones que trabajan con la población indigente reaccionaron a favor y en contra de la propuesta en una semana convulsa en la que renunció Gilbert Taylor, el comisionado de Servicios a los Desamparados. Taylor quedó mal parado después de una audiencia la semana pasada en el Concejo Municipal en la que no pudo responder preguntas básicas sobre el número de personas sin hogar en la ciudad.

El alcalde reiteró el viernes que oficiales de la ciudad, incluidos patrulleros, cada día caminarán las calles de Manhattan, desde Canal hasta la 145, donde el problema es más grave.

“Contaremos cuántas personas hay, cada neoyorquino podrá llamar al 311 y reportar una situación y un trabajador enfrentará una situación o un crimen”. De Blasio recordó que este año ordenó el desmantelamiento de 30 campamentos ilegales que se habían convertido en “antros de drogadicción”.

El alcalde reconoció que, entre 3,000 y 4,000 desamparados, pasan la noche en las calles. “Tendremos que saber quién es cada uno de ellos y cuál problema enfrenta, mental o abuso de drogas y así saber qué podemos hacer para cambiar sus vidas”.

Sobre las infracciones menores a la calidad de vida el mandatario dijo que la ciudad y el Departamento de Policía (NYPD) iban a trabajar para hacer cumplir la ley, y que para la población con adicciones o problemas mentales, se habían creado “Safe Havens”, espacios en lugares de oración en los que se les ayudará.

El mandatario enfatizó que, en los dos años de su administración, 22,000 personas, sobre todo familias, han salido del sistema de refugios.

Según una encuesta de The New York Times y el Siena College, 62% de los neoyorquinos desaprueba  la manera en que el alcalde maneja el asunto.

Bill de Blasio ha pedido a los neoyorquinos tener compasión con la población desamparada. (Mariela Lombard / El Diario)

Diversas reacciones

Mediante un comunicado, la oficina de prensa de la organización Legal Aid Society indicó que apoya el incremento de trabajadores para ayudar a los desamparados, pero no el de policías asignados.

“Por supuesto que apoyamos que nuestros representados salgan de las calles y los lleven a un refugio. Con lo que no estamos de acuerdo es con la criminalización”, argumentó la abogada Judith Goldiner.

La organización Picture the Homeless, por su parte, compartió con El Diario el testimonio de Floyd Parks (61), uno de sus miembros que lleva dos años viviendo en las calles. “La ciudad debe enfocarse más en encontrar vivienda permanente para personas que no se sienten seguras en los refugios. No he visto el resultado de tantas iniciativas. ¿Dónde están los millones y millones que prometen para programas para nosotros?”.

Por su parte, Tino Hernández, presidente de Samaritan Village, calificó el programa como “una acción innovadora” y agregó que su organización cree en el plan general de refugios y vivienda asequible propuesto por el alcalde.

“NYC Home-Stat coordinará mejor los servicios de las agencias de la ciudad”, señala un comunicado de la organización BronxWorks. “Apoyamos los esfuerzo pioneros del alcalde para enfrentar este complicado problema”,  manifestó Eileen Torres, directora ejecutiva.

Sin casa y con perro en la Quinta Avenida de Manhattan. Foto Credito: Mariela Lombard / El Diario.
Un desamparado en la Quinta Avenida de Manhattan. (Mariela Lombard / El Diario)