Bebé abandonado en pesebre inspira campaña de adopciones

3,000 menores que se encuentran bajo cuidado tutelarnecesitan hogares permanentes.

Bebé hallado en la escena del pesebre en Queens.
Bebé hallado en la escena del pesebre en Queens.
Foto: Padre Christopher Ryan Heanue / Suministrada

Luego de que una joven madre dejara a su bebé recién nacido en el pesebre de una iglesia en Richmond Hill, la Administración de Servicios Infantiles (ACS) comenzó una campaña para promover la adopción, usando el hashtag #AdoptionJoy o “la alegría de adoptar”. 

Actualmente hay 11,000 niños bajo cuidado tutelar, según información de la ACS. Alrededor de 3,000 necesitan hogares permanentes.

LEE TAMBIÉN: Habla la mexicana que dejó a su bebé en pesebre de iglesia en Queens

El pasado domingo, la ACS visitó la Iglesia Santo Niño Jesús , en donde dejaron al bebé el mes pasado, para agradecerle a los miembros de la parroquia por cuidar al menor y por promover la campaña de adopción.

“Estamos buscando otros lugares a donde asistir para promover esta campaña”, dijo Chris McKniff, vocero de la ACS. 

La agencia informó, según DNAinfo, que la campaña ya está funcionando.

“Hemos visto un aumento del 33% en el tráfico de nuestra página web donde hablamos de la adopción y del cuidado tutelar desde comenzó esta campaña”, dijo McKniff.

Mcniff añadió que a pesar de que no pueda discutir detalles de dónde se encuentra el menor, puede decir que se encuentra “feliz en un hogar acogida”.

La mujer dejó a su hijo el lunes, 24 de noviembre. Fue hallado en horas de la tarde por el custodio de la iglesia, el dominicano Antonio Morán.

Un video de cámaras de seguridad de un negocio cercano a la iglesia registró el momento en que la madre compró las toallas con las que arropó al pequeño.

Las autoridades afirmaron que su acción le cobija  la ley de refugio seguro, que establece que un bebé puede ser dejado de manera anónima en una iglesia, hospital, cuartel de policía o cuartel de bomberos. El estatuto dispone que el infante sea dejado con alguien o se notifique a las autoridades de inmediato. Sin embargo,  aunque esto no sucedió, el fiscal decidió aplicar la ley de todas maneras, luego de conversaciones con la madre del menor.