Acusado de obligar a novia a caminar desnuda por la calle justifica su acción

Jason Melo ahora dice que “no se arrepiente” y que ella se lo merecía
Acusado de obligar a novia a caminar desnuda por la calle justifica su acción
Jason Melo ha publicado una serie de videos en Instagram para dar su versión de lo ocurrido.
Foto: Instagram @papijmelo

El hombre que obligó a su novia a caminar desnuda por una calle de Harlem y publicó el video en las redes sociales, dijo en la corte que “no se arrepiente de lo sucedido”. 

A Jason Melo, de 22 años, se le acusa de estrangular y pegarle a la madre de su hija recién nacida y luego obligar a la víctima a caminar por la calle en toalla.

Luego de que un reportero del New York Post le preguntara si se arrepentía de humillar a su compañera, Melo respondió: “Ella no debió hacer lo que hizo”. 

LEE TAMBIÉN: Libre bajo fianza acusado de obligar a mujer a caminar desnuda por NYC

En el video se ve a la mujer cubierta con una toalla blanca y a Melo detrás de ella gritándole obscenidades, ya que según él, la mujer le había enviado mensajes de índole sexual a siete otros hombres.

Mientras la chica camina por la calle en NYC, el hombre le grita en español: ¡Quítate la toalla! ¡Participa maldita p***! Muestra lo que tú eres, tan linda y tan vaina”.

“Saluda a la cámara y dí por qué estás haciendo esto”, le dice Melo. “Quítate la toalla, ven paga tu precio de vergüenza, la vergüenza que me va a dar a mí dizque tan linda, dizque queriendo tener familia e hijos contigo y tú hablando con siete hombres”.

LEE TAMBIÉN: Hombre obliga a su esposa caminar desnuda por las calles de NYC

El clip causó tanto revuelo, que días después el dominicano publicó un video disculpándose por lo que hizo en su página de Instagram. Sin embargo, en su testimonio en la corte el miércoles culpó a la víctima por el incidente.

LEE TAMBIÉN: Acusado de obligar a pareja a caminar desnuda por la calle “se arrepiente” (videos)

Melo enfrenta cargos de ataque, amenaza y poner en peligro el bienestar de un menor y tendrá que volver a presentarse en la Corte Criminal de Manhattan el 16 de marzo.