Se tambalea la relación entre Miguel Cotto y su asesor legal

Las diferencias entre ambos surgieron antes del combate contra Saúl 'Canelo' Álvarez

Guía de Regalos

Se tambalea la relación entre Miguel Cotto y su asesor legal
Miguel Cotto y Freddie Roach en su esquina durante la pelea frente a Canelo Alvarez.
Foto: Isaac Brekken / Getty Images

La relación profesional entre el cuatro veces campeón mundial Miguel Cotto y el licenciado Gabriel Peñagarícano está en la cuerda floja.

Personas cercanas al cagüeño aseguran que Cotto luce determinado a continuar su carrera en el boxeo rentado sin la figura que ha estado a su lado desde hace más de cinco años. La separación entre ambos, según supo este medio, se dio por diferencias de opinión por la determinación del boxeador de rendir el cetro mediano del Consejo Mundial de Boxeo (CMB) el pasado noviembre.

Un día antes del pesaje para el duelo contra el mexicano Saúl “Canelo” Álvarez, Cotto le informó a Mauricio Sulaimán, presidente del CMB, que no pagaría la fianza de $300,000 por el derecho a arriesgar la corona de las 160 libras.

Además, el puertorriqueño había acordado pagar $800,000 a Gennady Golovkin por despejar el camino para que Álvarez figurara como el retador del combate que se llevó a cabo en el Mandalay Bay de Las Vegas, Nevada.

Al decidir no defender la corona del CMB, Cotto, según se reportó, se habría ahorrado los $300,000 que le debía al organismo y los $800,000 que tendría que pagarle a Golovkin. Según las fuentes, Peñagarícano no vio con buenos ojos esa determinación del boricua.

El CMB optó por despojar a Cotto del cinturón antes de la pelea. La corona solo estaría en juego si Álvarez salía por la puerta ancha, y así fue, pues el “Canelo” ganó por decisión unánime.

Extensa relación entre ambos

La presencia de Peñagarícano tomó relevancia en la esquina de Cotto poco después del fallecimiento de Miguel Cotto, padre, en el 2010.

Peñagarícano, de hecho, era quien negociaba los contratos para los pleitos de Cotto. Asimismo, fue el representante legal del boxeador durante el proceso para resolver una demanda que radicó su tío y ex entrenador, Evangelista Cotto. En el 2009, luego de una violenta ruptura entre ambos, Evangelista demandó a su sobrino por $7.5 millones, cantidad que alegó que se le adeudaba por su trabajo como entrenador y manejador.

El 10 de octubre de 2012, el Tribunal de Primera Instancia falló en favor del entrenador, dictando sentencia de aproximadamente $2 millones más 4.5% de interés hasta que se emita el primer pago. Peñagarícano presentó una apelación ante el Tribunal Supremo de Puerto Rico que fue denegada. Este medio supo que el púgil, eventualmente, hizo un pago a su tío que ronda los $500,000.

Tenso pasado

Tan pronto Cotto anunció el año pasado un acuerdo con la empresa Roc Nation, el promotor Bob Arum señaló que Peñagarícano fue el responsable de que el boricua diera marcha atrás a su palabra de que permanecería en Top Rank.

“Realmente estoy muy decepcionado con él y con su representante Gabriel Peñagarícano, quien fue el que orquestó todo este esquema de mentiras y promesas incumplidas. Cuando Miguel regresó conmigo en el 2013, me juró por su padre que estaría con nosotros siempre. Y cuando uno hace una promesa de esa seriedad, uno cumple. Peñagarícano hizo lo suyo, Cotto se dejó llevar y ahora ambos tendrán que vivir con las consecuencias de esta decisión. Para mí, ninguno de los dos tiene palabra. Es una vergüenza”, sostuvo Arum en ese entonces.

Más de Boxeo

VIDEO: Captan a “Canelo” Álvarez muy cariñoso con dos edecanes en Cancún

Pacquiao ya está en Los Angeles para seguir con su preparación

Abner Mares buscará arrebatar a Jesús Cuellar el título pluma de la AMB

Miguel Cotto peleará en junio en Nueva York

Antonio Margarito visitó la lona pero se llevó la pelea ante ‘Maromerito’ Páez