Trump “ya quemó puentes” con la comunidad latina, dicen líderes y activistas hispanos

Advirtieron de que la postura de Trump es una “fachada” y los latinos no deben dejarse engañar
Trump “ya quemó puentes” con la comunidad latina, dicen líderes y activistas hispanos
Los latinos decidirán su voto en noviembre próximo,

WASHINGTON.- El aspirante presidencial republicano, Donald Trump, “ya quemó puentes” con la comunidad latina y, a estas alturas de la contienda electoral, no hay nada que pueda hacer para conquistar el voto latino, advirtieron este martes líderes y activistas latinos en todo el país.

A menos de tres meses de los comicios generales, Trump ha matizado el son de su retórica anti-inmigrante y, dirigiendo un mensaje a los votantes afroamericanos y latinos desde la semana pasada, ha prometido mejorar sus condiciones de vida.

Según Trump, los afroamericanos y latinos en barrios marginados han sido olvidados por los demócratas, viven en la pobreza y en zonas de alta peligrosidad, por lo que “no tienen nada que perder” si votan por él el próximo 8 de noviembre.

“¿Qué demonios tienen que perder? Dénme una oportunidad. Yo los voy a arreglar (los problemas sociales)”, dijo Trump el lunes en Ohio, frente a un público mayoritariamente blanco.

Mientras, un anuncio electoral suyo advierte de que, si gana Clinton, EEUU estaría inundado de “inmigrantes ilegales condenados por cometer crímenes” y estarían recibiendo beneficios del Seguro Social.

Clinton prepara ataque contra Trump y su apoyo a la extrema “derecha alternativa”

En entrevista telefónica con este diario, Susana Mendoza, administradora de la ciudad de Chicago,  advirtió hoy de que Trump “ya quemó puentes” con los latinos.

“Que se olvide del voto latino. En Illinois, los latinos no están conformes con Trump, lo vemos tal cual es: un individuo que ha insultado y ridiculizado a nuestra comunidad… y su equipo es el que habla de suavizar su postura, no él”, dijo Mendoza, candidata demócrata al cargo de auditora (comptroller) de Illinois.

“No hay razón para creerle: es una persona racista, misógina, y nada más que un demagogo”, enfatizó.

Por otra parte, Mendoza consideró que los latinos tendrán que exigir cuentas de la candidata presidencial demócrata, Hillary Clinton, si gana la presidencia y no cumple con su promesa de adoptar una reforma migratoria.

Con la Torre Trump de fondo, Mendoza participó hoy en una rueda de prensa en Chicago junto con otros líderes demócratas y activistas comunitarios de Illinois para denunciar el plan migratorio de Trump.

¿Quiénes son los “asesores hispanos” de Trump?

De “suave”, nada

En paralelo, tanto líderes y activistas pro-inmigrantes como varios legisladores demócratas, partidarios de Clinton, convocaron sendas conferencias telefónicas para advertir de que Trump ni ha suavizado sus posturas ni tiene ningún interés en que EEUU sea “un lugar de inclusión para todos”.

“Seamos claros y honestos: Donald Trump es una amenaza y un peligro para nuestra nación y nuestras comunidades. Su plan migratorio es muy simple: deportación masiva, separación de familias y la construcción de un muro… no hay manera de fingir esto, de querer presentar otra postura cuando tenemos documentado más de un año de cuáles son sus posturas”, señaló la portavoz del Concejo de Nueva York, Melissa Mark-Viverito.

Por su parte, Frank Sharry, director ejecutivo de “America´s Voice”,  condenó  el presunto “silencio” cómplice de líderes republicanos del Congreso frente a los ataques de Trump contra los inmigrantes y las minorías.

“Ya no se trata solo de una elección… y los que no defiendan a EEUU ahora serán recordados para siempre como cobardes y colaboradores”, advirtió Sharry.

Trump niega cambiar de opinión sobre plan para inmigrantes

¿Podrá convencer Trump a los latinos?

La mayoría de las encuestas muestra que Trump tiene un fuerte nivel de desaprobación entre los latinos. En una encuesta reciente de Fox News, por ejemplo, Clinton tenía una ventaja de 46 puntos sobre Trump entre este bloque electoral, de 66% contra el 20%.

En 2012, el republicano Mitt Romney recetó la “autodeportación” de la población indocumentada y después trató de suavizar su postura sin lograr recuperar el campo perdido entre hispanos.  Ese año, los hispanos conformaron el diez por ciento del electorado –un hito en la historia de su participación cívica- y contribuyeron a la fácil reelección del presidente Barack Obama.

En total, Obama consiguió el 71% del voto hispano, mientras que Romney logró el 27%, un porcentaje inferior al que obtuvieron otros candidatos republicanos en las anteriores elecciones presidenciales desde 2004.

En ese sentido, Jessica Lavariega-Monforti, profesora de Ciencias Políticas de la Universidad Pace en Nueva York, consideró que Trump “llega tarde y se queda corto” en sus esfuerzos de acercamiento con la comunidad latina.

Donald Trump ‘suaviza’ su retórica migratoria, pero lo niega

“La campaña de Trump llega tarde a estas alturas de la contienda electoral para lograr algún impulso… los asuntos más importantes para los votantes latinos van más allá de inmigración. Trump y su campaña han dejado en claro que no entienden a la comunidad latina”, dijo la experta.

Lavariega-Monforti puso en duda que, ante más de un año de “ataques racistas contra los latinos”, el aparente esfuerzo de Trump de acercarse a los latinos pueda ayudarle a recabar su apoyo para noviembre.