Adolescente hispano se convierte en ejemplo de superación en escuelas de NYC

Gonzalo Chávez toma un curso avanzado, un programa que serán extendido a otros 115 planteles según anunció el Alcalde
Adolescente hispano se convierte en ejemplo de superación en escuelas de NYC
Gonzalo Chávez, 15, posa frente a las columnas del ayuntamiento de Nueva York.
Foto: Tomás Orihuela / El Diario NY

Bill de Blasio no olvidará fácilmente a Gonzalo Chávez. El alcalde de Nueva York quedó impresionado con la historia del estudiante, quien es uno de los alumnos destacados en unas clases avanzadas de informática que se están dando en algunas escuelas secundarias de la ciudad.

Gonzalo, de 15 años y originario de Manta, ciudad portuaria de Ecuador, se despierta cada mañana con un sueño en su mente: ser el primero en su familia en estudiar en la universidad. Y gracias a que pertenece a una de las 38 escuelas secundarias que incluyen informática y programación en su menú de clases, el adolescente tiene la oportunidad de lograr su meta.

Este jueves, durante un evento en la Alcaldía donde se anunció que las clases avanzadas se extenderán a otras 115 escuelas de la Ciudad, Gonzalo fue el encargado de dar el discurso. Mientras hablaba ante los periodistas desde el podio, se giró hacia De Blasio para mirarle a los ojos y agradecerle el dinero que la Ciudad está invirtiendo en hacer su sueño posible.

“Para mí es importante tomar clases avanzadas de informática porque quiero apoyar económicamente a mi padre y a mi madre“, admitió sin pelos en la lengua, agregando que “quiero ayudarles porque ellos son los que me han posibilitado aprender”.

Su padre, nacido en Nueva York pero criado en Ecuador, es mensajero, y su madre, ecuatoriana, está aprendiendo inglés. Además, el chico tiene dos hermanastras en La Gran Manzana.

En su familia existe una gran tradición de contables y economistas, que fue la razón por la que empezó hace dos años a aprender a programar. “Ojalá pueda ser contable o ingeniero de software algún día”, anheló Gonzalo.

Bill de Blasio quedó impresionado con Gonzalo Chávez, programador de 15 años que quiere sacar a su familia adelante.

El adolescente no dudó en representar al grupo de 15 estudiantes que formaron parte del evento en el ayuntamiento y habló por todos cuando dijo que además del aspecto técnico también les enseñan a ayudarse entre ellos.

“Estas clases son un reto, he aprendido muchísimo. Gracias a ello, estaré más preparado para llegar a la universidad y para mi futuro profesional”, celebró Gonzalo.

Después de llevarse por partida doble una merecida ovación de los presentes, el estudiante presenció en primera fila los halagos del Alcalde y de la canciller de Educación Carmen Fariña. “La historia de Gonzalo es la clásica historia de lo que representa Nueva York: un hombre joven labrando su futuro y progresando hasta la cima”, indicó el Alcalde. “Es un ejemplo del porqué estamos orgullosos en esta ciudad”.

De Blasio y Fariña se mostraron orgullosos por elevar el nivel académico de las escuelas de Nueva York, algo que es básico para poder dejar de lado la discriminación. “La equidad va de la mano con la excelencia en la calidad de la educación”. El Alcalde insistió orgulloso en que el objetivo prioritario de la Ciudad es alzar el nivel en las escuelas desde ya y pospuso la misión de diversificar la educación, algo que aseguró que “tardará décadas en lograrlo”.