Rostro de exsargento NYPD en mural dedicado a víctimas de masacre en Orlando

La boricua Nancy Rosado fue una de las primeras en responder tras los atentados terroristas a las Torres Gemelas y también es una de las principales fuentes de apoyo y solidaridad para las víctimas de la masacre en el club Pulse de Orlando
Sigue a El Diario NY en Facebook
Rostro de exsargento NYPD en mural dedicado a víctimas de masacre en Orlando
Mural “Inspiration Orlando”, dedicado a las víctimas, sobrevivientes, familias y héroes, muchos de ellos puertorriqueños, de la masacre en el club Pulse, de Orlando. / “Inspiration Orlando” por M. Pilato y Y. Karabash

El detalle es casi imperceptible pero tiene un profundo significado en la vida de la boricua Nancy Rosado, una exsargento de la Policía de Nueva York.

En sus ojos brillan los símbolos de dos tragedias que le han tocado profundamente: las Torres Gemelas y el logo del club Pulse. El primero, porque formó parte de los contingentes que respondieron a la emergencia tras los atentados terroristas del 11 de septiembre de 2001 y, el segundo, porque es una de las principales fuentes de apoyo y solidaridad para las víctimas –en su mayoría miembros de la comunidad LGBT– de la masacre en el centro nocturno perpetrada el 12 de junio de 2016.

El rostro entero de Rosado aparece en uno de los paneles del mural “Inspiration Orlando”, creación de los pintores y muralistas Michael Pilato y Yuri Karabash.

Esa es apenas una sección, ya que el mural –en formato móvil con dimensión total de 12 pies de alto por 36 pies de largo– despliega una serie de elementos que representan el dolor por los atentados terroristas que han consternado al mundo en épocas recientes, así como el luto, el recuerdo, la resiliencia, la lucha y la esperanza.

“Uno de los sobrevivientes le dijo (a Pilato) cómo yo sobreviví el 9/11 y que he ayudado a los sobrevivientes de Pulse. Si se mira fijamente en uno de los ojos se ve las Torres Gemelas y en el otro el logo de Pulse. Estoy apenada”, dijo Rosado.

¿Por qué? Porque ella ha tratado de ayudar a la mayor cantidad de sobrevivientes, sus familias y amigos posibles de una forma discreta. “Y alguien lo magnifica. Debería de tratarse de las víctimas y los sobrevivientes pero él es un artista y ve las cosas de una forma diferente. Él quiere dar tributo a quienes han ayudado también. Así que ahí estoy representando dos tragedias”, apuntó.

Detalle con el retrato de la exsargento del NYPD, Nancy Rosado, en cuya mirada se reflejan las Torres Gemelas y el logo del club Pulse. / “Inspiration Orlando” por M. Pilato y Y. Karabash

El año pasado, en ocasión del 16o. Aniversario de los atentados terroristas contra el World Trade Center, Rosado se armó de valor para contar una parte de la historia que aún carece de respuesta. El Diario publicó una entrevista en la que cuenta cómo quisiera reencontrar a un hombre que buscaba a su esposa –quien trabajaba en la Torre Norte–, momento que fue captado por el Canal 4 de la cadena NBC. Esta situación del pasado está inconclusa en su mente y corazón.

Rosado cerró el capítulo de Nueva York y decidió mudarse a Florida, donde funge como vicepresidenta de la organización Misión Boricua de Orlando. Después de la masacre de Pulse, donde 49 personas de la comunidad LGBTQ murieron y 53 fueron heridas a manos del exguardia de seguridad Omar Mateem, unió fuerzas con otros compatriotas para ayudar a las familias y amigos de las víctimas así como los sobrevivientes, para que el apoyo les llegara directamente.

Junto a Marcelino Rivera y Zoe Colón fundaron SomosOrlando para canalizar ayuda destinada a las víctimas y sus familias. Entre las personalidades que se abocaron a ayudar figuró la actriz Ellen Page, conocida por su programa Gaycation, en el cual explora la forma de vida de la comunidad LGBTQ a nivel internacional.

Oportunidad para humanizar la tragedia

Para el pintor Michael Pilato hubo varios elementos que lo “jalaron” al proyecto de “Inspiration Orlando”. Se encontraba pintando en Pensilvania cuando fue abordado por miembros de la Universidad del Centro de la Florida que le pidieron inmortalizar a dos alumnos de la entidad que perdieron la vida esa noche de terror. Además sintió que su hija, quien falleció a los 19 años en un accidente, le estaba dirigiendo hacia allá.

Pilato destaca el trabajo de Rosado, a quien dice respeta y admira profundamente. “Ella nos ha conectado con muchas personas. Es un ángel… porque ella sabe lo que los sobrevivientes y sus familias están atravesando, y además nos ha ayudado a traducir al español nuestros encuentros con ellos”.

El mural comenzó a gestarse al día siguiente de la masacre en Pulse. Chimene Hurst, una residente de Orlando, sintió la necesidad de hacer algo para ayudar a las víctimas y sus familias, por ello contactó a Pilato, quien se encontraba en Pensilvania. El artista junto a Karabash mostraron entusiasmo para humanizar la tragedia por medio del entendimiento de las historias personales de dolor, pérdida y respuesta heroica. Poco después la Public Art Academy lanzó una iniciativa para proveer sanación e inspiración en las comunidades que rodean Orlando.

Una vez asentados en Orlando, Michael y Yuri se unieron a Chimene y a un creciente número de personas con ganas de brindar apoyo a las víctimas y sus familias. A las pocas semanas el concepto de mural fue formado y comenzaron a pintar capturando la esencia de sus participantes. “Los planes evolucionaron en la medida que más elementos fueron añadidos a la experiencia potencial incluyendo múltiples locaciones desde el Centro de La Florida hasta San Juan, Puerto Rico. Otros componentes del proyecto incluyen un currículo educativo para apoyar el proceso de luto para los niños, un documental y una aplicación móvil de realidad aumentada”, explicó Hurst.

La composición del concepto actual mural surgió a medida que el equipo se familiarizó con las historias de familiares y amigos de los que murieron, sobrevivientes, funcionarios públicos y otros participantes visibles en las secuelas del evento. “Refleja un viaje de descubrimiento en el primer año por los artistas, ya que proyectan una visión para la instalación de la pared arquitectónica por venir”, añadió.

El mural actual con paneles se compone de la representación facial de las 49 víctimas, algunos sobrevivientes y una selección de personas que responden con inspiración y cuidadores apasionados que se levantan en la comunidad en general. El mural permanente incluirá otros puntos de la historia emergente a medida que las conexiones se hacen y la ubicación geográfica se finaliza en la fase por delante.

“El equipo está colaborando con funcionarios locales, organizaciones relacionadas y una creciente red de personas de ideas afines que están ampliando su visión de difundir el amor y la esperanza como una respuesta inicial a las difíciles circunstancias y eventos de la vida”, sostuvo.

La pared del estudio estará en exhibición por primera vez al público durante los eventos que tienen lugar como parte de Orlando United Day el 12 de junio de 2017 en cooperación con la Ciudad de Orlando, el Condado de Orange y Pulse Night Club.

Además de haber sido inmortalizada en el mural, Nancy Rosado recibió a finales de abril el Premio por la Justicia Social de la Hispanic Federation. La premiación se realizó durante la gala Celebrando Nuestra Fuerza LGBTQ en celebración del Puerto Rican Advocacy Day en Tallahassee..