¿México se beneficiará con la llegada de John Kelly a la Casa Blanca?

El exsecretario de Seguridad Nacional entabló fuertes relaciones con el gobierno de Enrique Peña Nieto

El general Kelly entabló vínculos diplomáticos con el gobierno mexicano.
El general Kelly entabló vínculos diplomáticos con el gobierno mexicano.
Foto: RONALDO SCHEMIDT/AFP/Getty Images

WASHINGTON – El presidente Donald Trump designó como nuevo jefe de gabinete de la Casa Blanca al general retirado John Kelly, responsable de dirigir su dura política migratoria y un aliado clave del Gobierno mexicano.

Asediado por el escándalo del “Rusiagate” y una ausencia de logros legislativos justo a seis meses de llegar al poder, Trump espera que Kelly -quien fungía como su Secretario de Seguridad Nacional- pueda poner orden al interior de la Ala Oeste, tal como lo hizo con los arrestos de la frontera con México.

“Él es una verdadera estrella de mi Administración”, dijo Trump sobre Kelly, quien desde enero hasta junio logró una caída de 50 por ciento en los arrestos de indocumentados en la línea fronteriza.

De 67 años y ex jefe del Comando Sur de Estados Unidos entre 2012 y 2016, Kelly reemplazó así a Reince Priebus -ex jefe del Comité Nacional Republicano- cuya posición como jefe de gabinete hizo agua.

Considerado por diversos medios en Estados Unidos como favorito de Trump ante la también defensa del veto migratorio a personas de seis países musulmanes, Kelly llegará ahora convertido en una pieza clave para los acercamientos de México ante Trump.

“Es un hecho que Kelly ha construido sólidas relaciones con sus pares en México”, consideró Arturo Sarukhan, ex Embajador mexicano en Washington y hoy consultor internacional.

“Tener una correa de transmisión alternativa -y un frente de contención más- con Trump en la Casa Blanca puede ser vital en las semanas y meses que vienen de cara a la renegociación del TLC (el Tratado de Libre Comercio de América del Norte)”, añadió Sarukhan respecto a los retos inmediatos.

Apenas a principios de julio, Kelly realizó su más reciente visita a México donde lideró un encuentro de altos funcionarios de la Administración Trump con el presidente Enrique Peña Nieto, con el Procurador General de la República, Raúl Cervantes, y con los Secretarios de Marina y de la Defensa Nacional, Vidal Francisco Soberón Sanz y Salvador Cienfuegos, respectivamente.

A pesar de implementar el endurecimiento del control migratorio interno así como de la seguridad fronteriza con México, analistas como Sarukhan advirtieron que la salida de Kelly del Departamento de Seguridad Nacional podría abrir un frente para México si a este puesto llega un duro conservador.

Según la Administración Trump, la Subsecretaria Elaine Duke ocupará el puesto interinamente.

Kelly llega a la Casa Blanca sin haber logrado concretar aún la construcción de un muro sólido de concreto para la frontera como el propuesto por el Presidente Trump en su campaña presidencial de 2016, pero su férrea defensa de la legitimidad del proyecto, le ha abierto la admiración del magnate.

Según el diario The Washington Post, Trump ofreció al General Kelly el puesto de jefe de gabinete desde mayo pasado, algo a lo que se habría negado; sin embargo la implosión al interior de la Casa Blanca con la llegada de nuevos personajes terminó por sellar la suerte de Priebus.