Concejo Municipal cuestiona al NYPD por seguridad en las escuelas

Mientras la uniformada defiende la labor de los oficiales y agentes de seguridad escolar, activistas piden eliminar la presencia policial,pero políticos la apoyan
Concejo Municipal cuestiona al NYPD por seguridad en las escuelas
Defensores de estudiantes, entre ellos, Adilka Pimentel, piden cero presencia policial en escuelas

Los números muestran que la violencia y los hechos delictivos en las escuelas públicas de Nueva York han disminuido a nivel general, pero hechos como el apuñalamiento en el Urban Assembly School for Wildlife Conservation de El Bronx, en septiembre pasado, y el hallazgo el lunes de dos armas de fuego en manos de dos adolescentes de la escuela John Bowne, de Queens, entre otros, mantienen alarmados a padres de familia, estudiantes y líderes políticos que piden mayor seguridad en los centros educativos.

Por ello, este martes el Concejo Municipal llamó a la NYPD a rendir cuentas sobre el rol que los 5,090 agentes de seguridad escolar y 113 oficiales de policía que hay en las 1,800 escuelas están jugando en la seguridad de los estudiantes, y allí la Uniformada defendió su labor, asegurando que el crimen en las escuelas sigue a la baja.

“El último año ha sido el más seguro de todos en las escuelas, con un 18% de reducción en los delitos mayores, comparado con el año 2014-2015”, aseguró Brian Conroy, comandante de la División de Seguridad Escolar de la NYPD, que maneja la seguridad en las escuelas. “A pesar de ello, mantener la seguridad de nuestros estudiantes, el personal y las familias cada día en nuestras escuelas es algo que sigue en curso y es una de las prioridades del NYPD y el Departamento de Educación”.

Tras escuchar el testimonio del oficial, el concejal Rory Lancman reconoció la labor de la NYPD en los centros educativos, pero pidió que haya más acciones en aquellas escuelas que presentan hechos recurrentes de violencia y delito.

“Creo que nos estamos moviendo en la dirección correcta pasando de unas escuelas sobrecargadas de Policía que parecían instituciones penales y hemos ido calibrando la cantidad adecuada de presencia policial, porque no queremos que las escuelas parezcan prisiones”, comentó el político de Queens. “Pero al mismo tiempo queremos que sean sitios seguros y vemos que aunque la NYPD hace un buen trabajo en la mayoría de lugares, claramente no pasa lo mismo en una cantidad pequeña de escuelas donde siguen pasando constantemente cosas, incluyendo la John Bowne, de Queens, donde se necesita más presencia de la fuerza policial”.

Pero no todos coinciden con la postura del concejal Lancman, y defensores de los derechos de los estudiantes como Adilka Pimentel, que también acudieron a la audiencia, criticaron la “política policiaca” con que se manejan las escuelas y pidió que se acabe con la presencia de agentes y detectores en su totalidad.

“Como organizadora juvenil veo que en las escuelas continúan con las mismas políticas punitivas y sabemos que los detectores de metales y las políticas así no reducen incidentes de bullying, peleas ni conflictos”, comentó la activista, al tiempo que agregó que el 97% de los jóvenes arrestados bajo crisis mentales son negros y latinos.

“Debido a las constantes políticas de criminalizar a los latinos, los indocumentados siguen siendo vulnerables. El 70% de los arrestos son por hechos no criminales y faltas pequeñas (…) y no necesitamos agentes de seguridad ni más policías en nuestras escuelas sino más consejeros, más currículos que respondan a las necesidades de los estudiantes, más programas de salud mental, y espacios de inclusión y apoyo a la comunidad LGBT”.

Analizan seguridad en las escuelas

Fanny Lozano, madre de dos adolescentes que estudian en una escuela pública de El Bronx, aseguró que en los últimos años ha visto como el crimen ha disminuido en las instituciones a las que acuden sus hijos y se opuso a que los policías se vayan.

“Creo que como papás tenemos que ser responsables y entender que muchos muchachos a esa edad son muy difíciles y hay que controlarlos y siento que los agentes hacen una gran labor, pero también creo que algunos a veces usan mucho la fuerza y es algo que se debería corregir”, dijo la mexicana.

El Departamento de Educación por su parte defendió su postura de equilibrar la presencia de herramientas que garanticen la seguridad en las escuelas. “En 2016, el DOE y el NYPD publicaron una política de escaneo que establece pautas claras para la adición o eliminación de escáneres de las escuelas. Como se describe en la política, todas las escuelas secundarias y preparatorias están sujetas a exámenes no anunciados”, advirtieron.

Brian Conroy, comandante de la División de Seguridad Escolar de la NYPD, en su comparecencia en el Concejo Municipal

La presidenta del Comité de Seguridad Pública, Vanessa Gibson reconoció el trabajo positivo que ha hecho la administración De Blasio para mantener las escuelas seguras, pero advirtió que es necesario seguir vigilantes para poder estar un día “en el techo” ideal de lo que deberían ser los centros educativos libres de criminalidad

Datos

  • 5,090 agentes de seguridad escolar hay en las escuelas
  • 113 oficiales de la NYPD trabajan en la seguridad de las escuelas
  • 91 centros educativos de 1,300 tienen detectores de metales
  • 3 nuevos detectores fueron agregados este año
  • 18% se redujo el crimen en las escuelas desde el 2014
  • 1 homicidio se registró en 2017
  • 0 homicidios en 2016
  • 5 violaciones en 2017
  • 2 violaciones en 2016
  • 10 robos en 2017
  • 17 robos en 2016
  • 44 agresiones en 2017
  • 36 agresiones en 2016
  • 71 robos mayores en 2017
  • 88 robos mayores en 2016
  • 2 robos de auto en 2017
  • 0 robos de autos en 2016