Instan a revertir decisión de eliminar el DACA

Legisladores neoyorquinos advierten que no votarán por ningún proyecto de ley no proteja a los Dreamers
Instan a revertir decisión de eliminar el DACA
La senadora Kirsten Gillibrand junto al congresista Adriano Espaillat, durante al anuncio a favor de los DREAMERS

NUEVA YORK.- Dos líderes neoyorquinos en el Congreso de Washington ratificaron este domingo que defenderán a los Dreamers oponiéndose a todo proyecto de ley que no contemple la protección de los mismos y a la vez instaron a los republicanos del Senado a revertir la decisión de Trump de terminar el programa DACA.

En un acto celebrado en Manhattan ante defensores de inmigrantes y líderes comunitarios, la senadora Kirsten Gillibrand junto al congresista Adriano Espaillat, anunciaron que votarán en contra del proyecto de Ley de Gasto a Largo Plazo, si éste no incluye una cláusula que proteja a los Dreamers.

Gillibrand y Espaillat instaron a sus colegas a unirse para oponerse al proyecto de ley si antes no se incluye una disposición para revertir la decisión del presidente Trump de poner fin al programa DACA, que pondría en riesgo a cientos de miles de Dreamers de perder su estado de protección y ser deportados.

“Los Dreamers son estadounidenses que no conocen otro país como hogar que no sea Estados Unidos y el Congreso debe tomar medidas para protegerlos. Si los republicanos se rehúsan a hacer lo correcto protegiendo a los Dreamers en este proyecto de ley obligatorio, votaré en contra de la ley”, advirtió Gillibrand.

La senadora demócrata insistió que no permitirá que los Dreamers sean usados como peones políticos y exhortará a sus colegas del Senado a unirse para oponerme a esta legislación si las protecciones para los Dreamers no son incluidos en el acuerdo.

El programa de Acción Diferida para Llegados en la Infancia (DACA) permite que las personas elegibles que fueron traídas a los Estados Unidos cuando eran niños, conocidas como “Dreamers”, tengan un estatus de protección temporal y les dé autorización para trabajar.

“La aprobación del Dream Act me permitiría graduarme e ir a la facultad de derecho, para poder seguir trabajando en el servicio público, para retribuirle a nuestro país y ayudarlo. Me permitiría vivir una vida estable sin miedo a la deportación y seguir contribuyendo a mi comunidad”, dijo la Dreamer neoyorquina Lisdy Contreras.

El 5 de septiembre de 2017, el presidente Trump anunció que terminaría el programa DACA, lo que dejaría el futuro de cientos de miles de jóvenes en la incertidumbre.

“Es fundamental que trabajemos para aprobar un Dream Act libre de condiciones en un esfuerzo por proteger a los Dreamers. Juro continuar mi trabajo en el Congreso para asegurar que estos jóvenes tengan la oportunidad de tener éxito en el único país que ellos consideran su hogar”, dijo el congresista Adriano Espaillat.

“Llegué a los Estados Unidos desde Santa Lucía cuando tenía tres años. Nunca aprendí mi lengua materna, si bien aprecio mis raíces, no entiendo las costumbres y apenas tengo contacto con mi familia allá. No habría ningún “regreso” para mí porque nunca estuve realmente allí. Esta es mi casa”, dijo Dale St. Marthe, una receptora de DACA y copresidenta de CUNY DREAMers.

En ese sentido también se pronunció Zuleima Domínguez, miembro de Make the Road New York y beneficiaria de DACA y residente de El Bronx.

“Familias como la mía no pueden esperar más. Es hora de que el Congreso satisfaga la necesidad urgente en nuestras comunidades y apruebe el DREAM Act antes de que se vayan a casa para las vacaciones de fin de año”, dijo Domínguez.

De su parte Anu Joshi, Directora de Política de Inmigración de la Coalición de Inmigración de Nueva York ratificó que esa organización continuará su firme respaldo a los 42,000 jóvenes neoyorquinos beneficiarios de DACA.

“Agradecemos a la Senadora Gillibrand por su valiente compromiso de votar en contra de cualquier proyecto de ley de gastos si el DREAM Act no está incluido. Solo espero que más miembros del Congreso sigan su liderazgo y hagan lo que sea necesario para proteger a los jóvenes inmigrantes y a los beneficiarios de DACA”, declaró Joshi.

Ángela Fernández, directora ejecutiva de la Coalición de Derechos para los Inmigrantes del Norte de Manhattan destacó el liderazgo de los legisladores Gillibrand y Espaillat.

“En un momento donde la valentía moral se traduce en salvar las vidas de 2 millones de Dreamers, felicitamos al fuerte liderazgo político de nuestros representantes neoyorquinos”.

“Después de que el presidente Trump anunciara cruelmente la eliminación paulatina de DACA, 800,000 soñadores han estado viviendo con gran temor de ser expulsados ​​del único país que  consideran su hogar. El futuro de sus vidas será determinado por el Congreso en los próximos días”, declaró José Calderón, presidente de la Federación Hispana.

La Bronx Immigration Partnership y la Asian American Federation se contaron entre las organizaciones que se pronunciaron a favor de los Dreamers