Primera dama de NYC lleva expertos en salud mental a Puerto Rico

Chirlane McCray encabeza el más reciente esfuerzo de la Gran Manzana para ayudar a los afectados por el paso del huracán María
Primera dama de NYC lleva expertos en salud mental a Puerto Rico
La primera dama de la Gran Manzana, Chirlane McCray, anuncia nueva ayuda para Puerto Rico en médicos y dinero.

Han transcurrido seis meses del paso devastador del huracán María por Puerto Rico, y la ciudad de Nueva York sigue comprometida en sus esfuerzos para ayudar en la recuperación, y por ello este martes la primera dama de la Gran Manzana, Chirlane McCray, viajó a la isla encabezando un equipo de expertos en salud mental.

Horas antes, durante un evento en la Federación Hispana, McCray anunció que viajaría acompañada de la vicealcaldesa para Servicios Humanos y de Salud Herminia Palacio, y que en la isla se reuniría con alcaldes y otras autoridades. La primera dama enfatizó que el despliegue de profesionales de salud mental tiene como objetivo atender un efecto de la devastación provocada por María que puede pasar desapercibo: el trauma y las heridas psicológicas de los damnificados.

La esposa del alcalde Bill de Blasio resaltó que todavía alrededor de 150,000 hogares y negocios en Puerto Rico, o casi 10% de la isla, siguen sin electricidad, y recordó que con sus casas, los puertorriqueños perdieron también sus recuerdos; con sus empleos, su sustento; y con sus colegios, los centros que educaban a sus hijos.

“El estrés tiene consecuencias perdurables”, señaló McCray, quien lidera los esfuerzos de la Ciudad en salud mental y abuso de sustancias.

El equipo de 12 expertos en salud mental y de comportamiento del Departamento de Salud de la Ciudad permanecerá en Puerto Rico por un lapso de dos semanas. La misión de los profesionales es entrenar a 3,000 maestros y autoridades educativas, así como trabajadores sociales a lo largo dela isla, en primeros auxilios psicológicos, manejo de estrés y auto ayuda para apoyar a estudiantes que han experimentado trauma y retos emocionales tras María.

El plan es también capacitar a hasta 1,000 trabajadores sociales de la isla en materia de salud mental y de comportamiento para que luego ellos puedan ayudar al Departamento de Salud de Puerto Rico a continuar los entrenamientos en el futuro.

Más pensamientos suicidas

El presidente de la Federación Hispana José Calderón, dijo que entre noviembre de 2017 y enero de 2018, la línea telefónica de crisis del Gobierno de Puerto Rico ha recibido más de 3,000 llamadas de personas con pensamientos suicidas. El número representa un aumento de 246% en comparación el mismo periodo un año antes, dijo Calderón.

“Estamos muy agradecidos de que la primera dama haya tomado un papel de liderazgo para apoyar y resaltar las necesidades de salud mental de nuestros vecinos en la isla”, destacó Calderón.

El despliegue de personal de salud mental responde a un pedido expreso del Departamento de Educación de Puerto Rico.

McCray también anunció que el Fondo del Alcalde donará $100,000 para UNIDOS, el programa de alivio de desastre y recuperación a favor de Puerto Rico que maneja la Federación Hispana, con el fin de incrementar los servicios de salud mental en los centros comunitarios de salud de la isla. Entre tanto, la Federación Hispana se comprometió a igualar la donación, elevando el total a $200,000.

McCray y  Palacio tienen previsto reunirse con la alcaldesa de San Juan, Carmen Yulín; la alcaldesa de Loiza, Julia Nazario, y autoridades de salud y educación con el fin de identificar retos de servicio existentes y brechas que deberían cerrarse con más recursos técnicos del Departamento de Salud e Higiene Mental de Nueva York.

Hablan español

Palacio dijo que los profesionales despachados a Puerto Rico son hispanoparlantes y que ayudarán a los maestros y trabajadores sociales a reconocer los signos y síntomas de trauma y estrés del desastre tanto en ellos como en los estudiantes.

“Lleva tiempo darse cuenta de que uno necesita ayuda”, señaló Palacio, quien permanecerá en Puerto Rico con McCray hasta el jueves.

Desde que el huracán María impactó a Puerto Rico en septiembre, la ciudad de Nueva York ha ofrecido ayuda a los puertorriqueños que han dejado la isla en busca de un nuevo comienzo o una transición.

Quienes necesiten apoyo, pueden llamar a la línea de ayuda 1-888-364-4901 o visitar su sitio web para recibir información sobre programas a su disposición en educación, empleo, vivienda, asistencia financiera y salud.