Niña con muerte cerebral por una travesura que salió mal en Queens

La pequeña de 7 años se mantiene con vida gracias a soporte artificial

Una niña de Queens que jugaba atándose un cinturón alrededor del cuello, se ahogó y la travesura le causó muerte cerebral, informó New York Post.

Precise Tucker, de 7 años, intentaba gastarle bromas a su madre, Purity Baldwin, y a su hermano cuando se ató un extremo del cinturón al cuello y el otro alrededor de la manija de una puerta del refrigerador, mientras comía, dentro de su casa en Astoria.

El hermano la encontró asfixiada e inmediatamente llamó a su madre.

Sacaron un puñado de papas fritas alojadas en la garganta de la niña y luego administraron reanimación cardiopulmonar (CPR), de acuerdo con fuentes policiales.

Comenzó a respirar por sí misma y fue trasladada a Long Island Jewish Cohen Children’s Medical Center, donde fue declarada con muerte cerebral. La niña se mantiene con vida gracias a soporte artificial, la mañana del jueves.