Suspenden orden de deportación contra periodista salvadoreño

Busca refugio tras recibir amenazas de muerte por denunciar actos de corrupción en su país

Manuel Durán, un reportero salvadoreño detenido en Memphis, logró a último minuto la suspensión de su deportación prevista para ayer.

La decisión a favor de Durán, detenido el pasado 3 de abril mientras cubría una protesta contra leyes migratorias en Tennessee, fue emitida la noche del martes por la Junta de Apelaciones de Inmigración con sede en Falls Church, Virginia, de acuerdo a sus abogados.

Durán, de 42 años, se encuentra en el Centro de Procesamiento de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) en Jena, Louisiana, desde donde esperará a que se reabra su caso.

“Lo que les estamos pidiendo es que vean que el juez de inmigración cometió un error y que su caso debe reabrirse, y una vez que se reabra él va a ser elegible para aplicar a fianza y luchar por su caso de asilo en Estados Unidos”, declaró al periódico Commercial Appeal su abogado, Jeremy Jong.

El salvadoreño lleva más de 10 años en Estados Unidos junto a su familia. Vino a Estados Unidos buscando refugio tras recibir amenazas de muerte por denunciar actos de corrupción en su país.

Durán, reconocida figura del periodismo hispano de la zona, fue detenido junto a otras ocho personas bajo cargos de conducta desordenada y obstrucción de la vía pública.

Pese a que a todos los detenidos se les retiraron los cargos, el periodista salvadoreño fue entregado a las autoridades migratorias y trasladado a un centro de detención de inmigrantes en Louisiana.

Poco después de su detención, la organización antirracista Southern Poverty Law Center (SPLC) presentó una denuncia en una corte federal de Estados Unidos para lograr su liberación.

Este grupo independiente que se dedica a vigilar casos de extremismo y crímenes de odio en el país calificó el arresto de “ilícito” y vio la acción como una “venganza” de ICE por informar sobre la aplicación de las leyes migratorias en el estado de Tennessee.