Solicitan aplazar juicio de ’El Chapo’ y extraditan a dos colaboradores

A Arturo Lozano Méndez y Dámaso López Núñez les esperan juicios en Texas y Virginia

La defensa de Joaquín “El Chapo” Guzmán solicitó en Nueva York aplazar el juicio contra su cliente, acusado de narcotráfico y de ser el jefe del cartel de Sinaloa, al tiempo que dos colaboradores suyos fueron extraditados desde México a EEUU.

El pedido de aplazar la fecha fue argumentado por las miles de grabaciones y páginas producidas por la fiscalía antes de que el 5 de septiembre se inicie el juicio.

El jueves el gobierno de México extraditó al narcotraficante Arturo Lozano Méndez, alias “Garza”, considerado un colaborador de Guzmán en el Cartel de Sinaloa a cargo de las operaciones en Ciudad Juárez.

A Lozano, de 47 años, se le acusa de pertenencia a organización criminal, posesión de cocaína y marihuana, tráfico a EEUU de cocaína y marihuana, lavado de activos y uso de armas de fuego en crímenes relacionados con el narcotráfico, de acuerdo a un comunicado del Departamento de Justicia. Está previsto que el juicio empiece en noviembre en un tribunal de Texas y Lozano enfrenta una pena de cadena perpetua.

También el jueves fue extraditado desde México Dámaso López Núñez, “El Licenciado”, considerado el sucesor de “El Chapo” al frente del Cartel de Sinaloa. Fue detenido el 2 de mayo de 2017 en Ciudad de México y enfrenta cargos en un tribunal de Virginia.

Considerado la mano derecha de Guzmán, las autoridades lo ven como un testigo clave en el juicio contra el capo previsto para septiembre en Nueva York.

Ayer, un juez federal de Estados Unidos negó una petición de la defensa de Joaquín “El Chapo” Guzmán para que la fiscalía le entregara pruebas según las cuales su cliente no sería el jefe del Cartel de Sinaloa.

Tras esta decisión, los abogados de “El Chapo” Guzmán emitieron un comunicado en el que anunciaron la presentación de una moción en el proceso con la que solicitan formalmente aplazar el juicio de Guzmán “debido a la producción reciente de la fiscalía de más de 117 mil grabaciones y miles de paginas más que se deben revisar para estar listos pare el juicio”.

“Con el juicio programado para empezar el 5 de septiembre, esto es imposible”, protestó la defensa del acusado de narcotráfico. “Como cualquier otra persona, Joaquín merece un juicio justo. La conducta de la fiscalía -según la defensa-, sea intencional o inadvertida, lo priva de ese derecho”, dice el comunicado reportado por Efe.