7 tips para mejorar el sexo oral

Hoy hablamos del fellatio
7 tips para mejorar el sexo oral
El sexo oral no tiene por qué ser siempre un juego previo.
Foto: Shutterstock

El sexo oral es un componente de las relaciones íntimas que muchos hombres y mujeres disfrutan; pero no todos sabemos practicarlo de manera placentera para nuestra pareja, o bien, nos falta un “refresh” para incluir nuevos movimientos o nuevos elementos que eviten la monotonía en nuestros encuentros. Así que la mejor opción es recurrir a los expertos.

Por eso, la escritora Meagan Drillinger compartió para sus lectores de Men’s Health, lo que aprendió durante una clase de dos horas y media sobre cómo hacer sexo oral a los hombres (en otra entrega hablaremos del cunnilingus). Estos son sus tips:

No todos los penes son iguales

Lo que funciona para una pareja, puede no funcionar para otra; incluso, lo que es placentero para un hombre, puede ser doloroso para otro. Por eso, lo mejor es comunicarte con tu pareja antes y durante el fellatio para que encuentren el placer mutuo.

El sexo oral no es sólo un juego previo

Aunque a menudo lo tratamos así, mentalizarte a que el sexo oral puede ser el plato fuerte de la noche, evitará la rutina del encuentro que generalmente empieza con caricias, besos, sexo oral, penetración, orgasmo… y cigarrillo si es el caso. Si el fellatio se convierte en el evento principal, el orden se altera y el resultado sigue siendo placentero.

El lubricante es mejor

Si viertes tu saliva sobre el pene de tu pareja con el fin de lubricarlo, el efecto será el contrario, pues tu boca quedará seca por unos segundos mientras produce más saliva. Lo mejor es usar un lubricante con o sin sabor que pueden escoger entre los dos.

Se valen los juguetes sexuales

En el mercado existen muchos juguetes que pueden hacer el fellatio más fácil para quien lo brinda y más placentero para quien lo recibe. Un anillo vibrador o una funda para masturbación puede cambiar toda la escena.

Las manos son tan importantes como la boca

Con suavidad el principio y con más energía después, una mano (o las dos) pueden ayudar mucho al sexo oral. Recuerda que hay otros movimientos además del horizontal (de arriba a abajo): se puede probar torciendo un poco, cambiar de mano, cambiar de dedos y acariciar los testículos también. De nuevo, la comunicación con la pareja es fundamental para saber si es demasiado suave o demasiado fuerte.

Los movimientos con la boca

Además del clásico Bobber que consiste en abrir la boca como en O e introducir el pene para acariciarlo de arriba a abajo, Drillinger sugiere acariciar el pene a lo largo con los labios, como si se tratara de una armónica; o bien, una técnica llamada Hot N’Cold que consiste en hacer un ruido como “ha” cada vez que desciendes la boca sobre el pene, y jalar aire frío cada vez que sacas el miembro.

La mítica “garganta profunda”

La escritora sostiene que lo primero para lograr la famosa “garganta profunda”, que consiste en tragar el miembro completo, es vencer la ansiedad mental y física de vomitar. Respirar por la nariz y contraer el abdomen son dos tips que ayudan a controlar el reflejo de náusea y evitar que la escena se convierta en un desastre. Contener la respiración está completamente desaconsejado. El gran secreto es: practicar, practicar y practicar.