Bebé sufre quemaduras en restaurante de Queens y empleados tardan en llamar a 911

La familia está planeando una demanda judicial

Los trabajadores de un restaurante Applebee’s en Queens esperaron más de 20 minutos para llamar a 911 después de que un bebé se quemara con agua caliente durante una cena familiar.

El niño Cadien Scott Gaffney, de 17 meses, pensó que la taza de agua caliente que un mesonero había colocado en la mesa donde se encontraba con su familia el viernes pasado era para él, y la derramó por todo su cuerpo.

“El agua hirviendo cayó sobre su pecho, sus piernas, todo”, dijo Courtnei Patterson, amiga cercana de la familia, citada por Daily News.

Patterson dijo que el personal del restaurante en Rosedale se apresuró a buscar toallas de papel y ungüento, pero esperó 20 minutos para llamar a 911.

El abogado de la familia, Sanford Rubenstein, dijo que hay una demanda pendiente. “El niño ha sufrido horribles quemaduras”, comentó. “Se instituirán acciones apropiadas contra Applebee’s por las acciones de sus empleados”.

No está claro si algún miembro de la familia llamó a emergencias. “Todos estaban parados allí, mirando a su alrededor tratando de averiguar qué hacer a continuación”, dijo Patterson. “Nadie llamó al 911 de inmediato”.

Luego, los paramédicos no entraron en el restaurante. El niño tuvo que ser llevado afuera. Patterson agregó que nadie en Applebee’s ha contactado a la familia para preguntar sobre la salud del niño.