Reportan nuevo arresto de Pablo Villavicencio por delito menor

El caso del inmigrante ecuatoriano, conocido como el "PizzaGuy", desató polémica y una amplia movilización de activistas
Reportan nuevo arresto de Pablo Villavicencio por delito menor
Pablo Villavicencio enfrenta la batalla por su estancia en EEUU.
Foto: Cortesía

El inmigrante ecuatoriano Pablo Villavicencio que fue detenido por agentes de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) cuando entregaba una pizza en una instalación del Ejército de Brooklyn y había logrado ser liberado fue detenido nuevamente, pero ahora señalado por un delito menor.

NBC reportó que Villavicencio fue arrestado el lunes temprano por un delito menor de cuarto grado y todavía se encontraba en un centro de detención del condado de Nassau a media mañana, dijeron las fuentes a la televisora.

Este diario consultó sobre el nuevo arresto a la organización Legal Aid Society, que lleva el caso de Villavicencio ante autoridades migratorias, y tras confirmar la detención, dejó ver que todas las situaciones difíciles por la que ha atravesado el ecuatoriano desde que “La Migra” quiso deportarlo, han influido no solo en su estabilidad emocional sino en la de sus seres queridos.

“Los últimos meses, incluyendo la detención de Pablo y las amenazas de deportación inminente, han sido traumáticos para la familia Villavicencio”, afirmó Legal Aid Society.

Sobre el efecto que esta detención pudiera tener sobre el futuro de la batalla migratoria que está dando el repartidor de comida, Legal Aid Society respondió que esperan que no afecte el proceso y pueda recibir su residencia.

“Esperamos que este asunto se resuelva y que Pablo obtenga un estatus válido con la asistencia continua de nuestros asesores”, concluyeron.

PIX11 indicó que hubo una disputa doméstica, según documentos de la corte, pero no queda claro quién llamó al 911.

Villavicencio fue arrestado el 1 de junio mientras realizaba una entrega en Fort Hamilton, pero los guardias le solicitaron una identificación y sacó una tarjeta de identificación de la ciudad, por lo que fue reportado a “La Migra”.

Una verificación de antecedentes demostró que el ecuatoriano tenía una orden de deportación en 2010 pero se quedó, lo que desató una batalla legal de ICE y activistas sobre su estancia en el país.

Un juez decidió que Villavicencio se quedara en el país hasta que hubiera decisión sobre su permiso migratorio y ICE decidió no apelar, incluso -según abogados- decidió retirar los cargos.

El caso del ecuatoriano es emblemático para los defensores de inmigrantes e incluso recibió apoyo de representantes y del Gobierno de Nueva York.

“Aunque permaneció en los Estados Unidos ilegalmente y actualmente está sujeto a una orden final de expulsión, de lo contrario ha sido un ciudadano modelo”, dijo el juez Paul Crotty sobre Villavicencio cuando decidió que permaneciera en el país.

Alrededor de la web