Esposa de Senador José Peralta en shock por su repentina muerte; sospechan meningitis tras su cumpleaños

La familia está esperando los resultados de la autopsia, luego de "una infección muy grave"
Esposa de Senador José Peralta en shock por su repentina muerte; sospechan meningitis tras su cumpleaños
José Peralta (1971-2018)
Foto: Humberto Arellano

Evelyn Peralta aún no tiene respuestas concretas sobre la muerte repentina la noche del miércoles de su esposo, el senador estatal por Queens José Peralta, a los 47 años de edad.

“Realmente no sabemos lo que pasó”, dijo la señora a los periodistas en su casa en Jackson Heights. “Tenía fiebre, lo llevé [al hospital]. Simplemente dio un giro para lo peor”.

El demócrata Peralta representó a un distrito de Queens que incluía diversos vecindarios como Corona, Elmhurst, Jackson Heights y Woodside. En marzo de 2010 hizo historia, ya que fue el primer dominicano-estadounidense elegido para el Senado de Nueva York.

Había cumplido 47 años el pasado 10 de noviembre.

Su esposa dijo que el político desarrolló la fiebre por primera vez el martes y que la familia había planeado pasar el Día de Acción de Gracias en la casa de la hermana de Evelyn, en Nueva Jersey.

“Se quejaba de presión en la cabeza y falta de aliento, pero fue al médico y no encontraron nada, todo era normal”, dijo Evelyn. El martes tuvo fiebre y el miércoles “no podía respirar y de repente se detuvo”.

“Comenzó a murmurar y supe que algo estaba mal”, dijo su esposa. Entonces la familia llamó a una ambulancia.

Peralta tenía un niño de 13 años con Evelyn y otro de 21 años de una relación anterior.

“Estaba con nosotros”, dijo Evelyn citada por New York Post, refiriéndose a su hijo. “Es un niño, por lo que aún no le ha golpeado tan mal. No sé cómo se sentirá después de esto”.

“Mucha gente lo conocía. Apreciaron lo que hizo por la comunidad”, comentó sobre su esposo.

La familia está esperando los resultados de la autopsia. “Dijeron que podría ser meningitis, pero no lo saben hasta que obtengan los resultados”, dijo, y agregó que Peralta había desarrollado “una infección muy grave”, pero no sabía el origen. “Incluso el hospital estaba sorprendido por lo que pasó”.

“Tenía fiebre. Esa fue la primera indicación de que algo estaba mal”, afirmó. “Él prácticamente dejó de respirar. Tenía fluido en sus pulmones. Tenía dificultad para respirar”.

Comentó que Peralta había experimentado “presión detrás de sus orejas (…) algo en su oído que lo estaba molestando por un tiempo, al menos una semana”.

La muerte de Peralta sacudió el mundo político de Nueva York.

El gobernador Andrew Cuomo, en una declaración el jueves, lo llamó “un servidor público dedicado, un incansable defensor de Queens y un pionero como el primer dominicano-estadounidense elegido para el Senado del Estado de Nueva York”.