Alcalde lanza ambiciosa agenda para hacer ‘más justa’ la Gran Manzana

En su discurso sobre el Estado de la Ciudad Bill de Blasio enumeró una serie de planes para beneficiar a trabajadores, inmigrantes y jubilados de la ciudad de Nueva York
Alcalde lanza ambiciosa agenda para hacer ‘más justa’ la Gran Manzana
De Blasio cambió el formato de su discurso y lo ofreció durante el día en vez de la noche.
Foto: Flickr/nycmayorsoffice

La ciudad de Nueva York se encuentra en muy “buen estado” y lo estará mejor en el 2019. Así lo expresó el alcalde Bill de Blasio este jueves al presentar su sexto discurso anual sobre el ‘Estado de la Ciudad’, en el cual destacó varias de las propuestas que ya había anunciado esta semana como darle seguro médico a todos los neoyorquinos, incluyendo los indocumentados, y el pagar 10 días de vacaciones a los trabajadores, pero también anunciando nuevos planes como crear un sistema de retiro universal.

En ese sentido, De Blasio indicó que la idea es ayudar a la mayoría de trabajadores que actualmente no tienen acceso a planes de ahorrar para el retiro, destacando que un 40% de los neoyorquinos de entre 50 y 64 años tienen menos de $10,000 ahorrados para ese fin.

“La mayoría de estas personas son de bajos recursos, mujeres y de las minorías, y es una realidad inaceptable e insostenible para el futuro de la ciudad”, indicó el Alcalde, destacando que la propuesta es dar acceso a Cuentas de Retiro Individual (IRAs) para todos los trabajadores.

De esta manera, los empleados con salarios de $50,850 dólares anuales (el salario promedio de los trabajos en Nueva York), y que invierten 5% anual, puedan lograr un ahorro para el retiro de $146,274, luego de 30 años de trabajo, lo que sería 10 veces más de lo que actualmente ha ahorrado el 40% de los neoyorquinos que están a punto de jubilarse.

Para hacer realidad esta propuesta, el Alcalde trabajará con el Concejo Municipal para pasar una ley este año, que requerirá a todos los empleadores con al menos cinco trabajadores, a inscribirlos en el plan de la Ciudad y hacer aportes mensuales de la empresa.

Pero el Alcalde no se detuvo allí al ofrecer más protecciones a los trabajadores. Otras de las nuevas propuestas que presentó fue cambiar el Departamento de Protección al Consumidor por un Departamento del Consumidor y Protección a los Trabajadores, para garantizar protecciones a los empleados más vulnerables, como los cuidadores en el hogar, las empleadas domésticas y los ‘freelancers’.

“Con este cambio, después de 50 años de su establecimiento, el Departamento expandirá su labor para proteger, además de los consumidores, a los trabajadores, principalmente los que reciben bajos salarios, para que logren mejores sueldos y los beneficios que merecen”, explicó el Alcalde, agregando que la idea es garantizar que se cumplan las leyes como el Pago por Día de Enfermedad, se intervenga cuando haya abuso laboral, o se retrasen los pagos para los ‘freelancers’.

Orden ejecutiva sobre inquilinos

De Blasio fue presentado por su esposa Chirlane McCray, quien destacó los avances que se han realizado en la ciudad para expandir la salud mental, algo que ella ha liderado, y aprovechó para decir varias palabras en español y pedirle a los latinos, a quienes catalogó un sector vulnerable, a seguir luchando por sus derechos.

Y uno de los sectores en los que más están siendo afectados los hispanos es en la renta, y por ello el Alcalde sorprendió a los presentes y en pleno discurso firmó una orden ejecutiva para crear una nueva oficina de protección a inquilinos.

De Blasio indicó que la Oficina del Alcalde para Proteger a Inquilino será clave en la estrategia para afrontar la crisis de vivienda asequible. “Desde aquí se impulsarán los esfuerzos de la Ciudad contra el acoso y se expandirán iniciativas a lo largo de las agencias municipales, para acercarnos más a los arrendatarios y los activistas”.

Un tema infaltable, aunque no ahondó mucho en ello, fue el de la crisis del Subway. De Blasio sólo aseguró que la Ciudad seguirá presionando a Albany para que arregle el caótico sistema de transporte público de la Gran Manzana, e insistió en que la Legislatura pase la ley de ‘Tarifa de Congestión’.

Estas fueron sólo algunas de las promesas de De Blasio para hacer que, como indicó, “Nueva York siga siendo la mejor ciudad del país”. El discurso estuvo cargado de una ambiciosa agenda de propuestas, y fue catalogado por algunos analistas políticos, como Errol Louis, presentador del programa “Inside City Hall”, como un discurso de campaña. “Fue su oportunidad para que vean que él tiene potencial de aspirar a un mayor cargo en el futuro, algo nacional, y así lo dejó sentir con el estilo que usó para transmitir su mensaje”.

Louis también aseguró que De Blasio abrió la puerta para que, una vez deje el cargo de Alcalde, entrar de lleno en la batalla por lograr un rol nacional como uno de los demócratas más progresistas de la nación.

Nueva York es ya la mejor ciudad de mundo, pero sabemos que ahora necesita ser la mejor para vivir. Y por eso la ciudad más justa y grande de América, significa que los neoyorquinos tengan lo que merecen, y ser compensados por su trabajo y que toda la prosperidad sea compartida”, enfatizó el Alcalde.

Aunque De Blasio dedicó una parte de su discurso a destacar los logros para hacer de la Gran Manzana la ciudad más segura del país, y los avances en la reforma judicial, principalmente en lo relacionado a la disminución de la población carcelaria y el plan de cerrar la cárcel de Rikers Island, no profundizó en el polémico tema de la llegada de Amazon a Queens.

Otras propuesta del Alcalde:

  • 600,000 beneficiados con el plan de garantizar seguro de salud para todos, incluyendo a los indocumentados.
  • 500,000 beneficiados con el plan de pagar 10 días de vacaciones a todos los trabajadores que actualmente no tienen días libres pagados.
  • 20,000 niños se beneficiarán con la expansión del programa de kínder, con dos distritos extras a los que en octubre llegará el ‘3-K for All’.
  • 140,000 niños de kínder y primer grado se beneficiarán con un programa de exámenes de la vista gratuitos, y la entrega de lentes gratuitos a unos 33,000 pequeños.
  • 25% más veloces serán los autobuses de la ciudad, con un nuevo plan del Departamento de Trabajo, la MTA y el NYPD, para mejorar y expandir el sistema de buses y aumentar el número de pasajeros.
  • 1 línea nueva de ferri del servicio NYC Ferry se inaugurará desde Staten Island hasta Manhattan.

Reacciones en favor y en contra

La nueva fiscal general del estado Letitia James, aplaudió la propuesta sobre la jubilación, indicando que es de vital importancia “para garantizar la estabilidad financiera y la independencia de los neoyorquinos mayores de edad”. “Esta propuesta mantendrá a miles de ancianos neoyorquinos fuera de la pobreza y preservará los recursos de la Ciudad”.

A la exDefensora del Pueblo también le pareció positiva la propuesta de crear una oficina de protección de inquilinos, “Como mi trabajo anterior como en la Defensoría documentó, durante demasiado tiempo, los propietarios han utilizado el hostigamiento, la negligencia y el desalojo injusto de inquilinos como un modelo de negocios con casi total impunidad”.

Y precisamente sobre el tema de la vivienda no todas las reacciones fueron buenas sobre el discurso del mandatario. La campaña ‘House Our Future NY’ criticó que el Alcalde no mencionara la crisis de los ‘homeless’.

“En tiempo en que tenemos un número récord de desamparados, con más de 23,000 niños viviendo en refugios cada noche, el Alcalde en su discurso sobre hacer más justa a Nueva York, no mencionó en lo absoluto a los desamparados”, indicaron en un comunicado el grupo de más de 61 organizaciones que luchan por los neoyorquinos sin techo.