¿Cuánto pagó el FBI al experto en telefonía que traicionó a “El Chapo”?

Espiar el sistema encriptado de comunicaciones tuvo un alto precio
¿Cuánto pagó el FBI al experto en telefonía que traicionó a “El Chapo”?
Fiscales revelaron la estructura del sistema de llamadas de "El Chapo".
Foto: DISTRITO ESTE DE NUEVA YORK

El sistema encriptado de comunicación que tenía Joaquín “El Chapo” Guzmán parecía a prueba de cualquier modo de espionaje, pero no los beneficios del dinero y la libertad, que fueron el precio que Christian Rodríguez puso sobre la mesa al FBI para traicionar al presunto líder del Cártel de Sinaloa y cooperar para su eventual detención.

Jeffrey Lichtman, uno de los abogado de la defensa de Guzmán Loera, destacó los beneficios que el Buró Federal de Investigaciones otorgó a sus “cooperantes proactivos”.

Ante objeciones de los fiscales federales –y la venia a regañadientes del juez Brian Cogan— el defensor puso en evidencia que dicha cooperación no pudo ser posible sin los altos beneficios que obtuvieron Rodríguez y Andrea Velez, otra de las informantes “encubiertas”.

El fiscal Michael Robotti quiso adelantarse a Lichtman y apenas iniciada la audiencia de este este miércoles preguntó al agente del FBI, Stephen Marston, cómo se benefició Rodríguez por dar acceso al sistema secreto de comunicaciones del mexicano, donde entablaba conversaciones por teléfono y mensajes con alrededor de 100 personas.

Marston soltó la primer cifra: $460,000 dólares serían pagados a Rodríguez por su ayuda, además de su reubicación a los Estados Unidos a un lugar desconocido y los gastos que generaran su ayuda. Su labor: Cooperante proactivo del FBI.

Velez también obtuvo su pago: $290,000 dólares, la visa F (que se otorga a testigos cooperantes) y la reubicación en EEUU. Su labor: cooperante proactiva.

Los montos por las reubicaciones no fueron revelados, pero el abogado Lichtman –con preguntas irónicas– destacó la “conveniencia” de los acuerdos, incluso cuestionó al agente Marston si Rodríguez no había cometido demasiados delitos como para enfrentar la cárcel de por vida. El oficial del FBI dijo que tal vez. Las objeciones de los fiscales hicieron que el juez limitara a la defensa de “El Chapo” hacer mofa de los acuerdos que ayudaron a hundir a su cliente en prisión.

Sobre Velez, Lichtman fue más allá: “Pudo estar sentenciada en Nueva York y enfrentar prisión”. El agente Marston atajó y dijo que ella sí enfrentaba prisión. Su intento de defensa fue peor, ya que la colombiana recibió sentencia, pero no piso un día la cárcel. “Ni un día”, dijo Lichtman. “¡Objeción!”, gritó uno de los fiscales.

La ayuda de Rodríguez permitió al FBI revisar más de 1,500 llamadas y mensajes de celular, pero “El Chapo” sólo participó en alrededor de 200, tanto con socios, como autoridades policiacas, su esposa Emma Coronel, y sus amantes.

Con el apoyo de Rodríguez, quien fue recomendado por Alex Cifuentes a Guzmán Loera, los agentes del Buró pudieron obtener contundentes audios y generar conexiones entre información de un fallido operativo en febrero de 2012 en Baja California, México, y las llamadas y los códigos utilizados para realizarlas.

Lichtman también dejó entrever que los cooperantes y un tercero se beneficiaron con una recompensa de $5 millones de dólares por Jorge Cifuentes, quien fue detenido en octubre de 2014. Los fiscales no revelaron el nombre del otro personaje.

“No más preguntas”, expresó Lichtman.