Más de 80 agencias del orden están ayudando a ICE a rastrear vehículos de inmigrantes indocumentados

ACLU asegura que la colaboración de los agentes con ICE viola leyes de privacidad a nivel local
Más de 80 agencias del orden están ayudando a ICE a rastrear vehículos de inmigrantes indocumentados
ICE gastó $6.1 millones en un lector de placas llamado Vigilant
Foto: La Opinión

La Agencia de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) en los Estados Unidos está colectando la información de miles de matriculas vehículares (placas) en el país para rastrear o vigilar a inmigrantes indocumentados.

Al menos 80 agencias del locales del orden y cerca de 9,200 agentes de la agencia están contribuyendo en la masiva colección de datos, según descubrió la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU) con documentos que obtuvo de una demanda.

Los records, obtenidos gracias a una petición de transparencia bajo el Freedom Information ACT (FOIA), revelan que más de 9,000 agentes de ICE tienen acceso al sistema de $6.1 millones llamado Vigilant, un lector de placas de licencia (LPR) que contiene una base de datos nacional con información de miles de millones de vehículos y sus dueños sin importar su estatus migratorio,

La petición para contratar los servicios del lector de matrículas fue cedida a la Agencia el pasado 22 de diciembre del 2017, pero no se sabe con certeza cuándo comenzó a ser implementado.

“(ICE) publica la justificación para adjudicar un contrato para obtener acceso basado en consultas a una base de datos de lectores de placas de licencia (LPR) disponible comercialmente. ICE no busca construir ni contribuir a una base de datos nacional o privada de LPR”, explicó la Agencia federal en su petición.

Sin embargo, ACLU explica que más de 80 agencias del orden locales, de más de 12 diferentes estados de la nación, asisten a ICE en la colección de datos de conductores, los cual viola leyes de privacidad.

El LTR consiste en un número indefinido de cámaras montadas en autos u otras locaciones capaces de fotografiar las licencias vehiculares de autos en movimiento, incluso si estos se mueven a una velocidad muy rápida, según explica RT. Las cámaras almacenarán las imágenes en su base de datos con su locación exacta (GPS), fecha y otros datos del conductor para el uso de ICE.

El LTR es “capaz de ofrecer más de 5 mil millones de puntos de detección en todo el país y agrega más de 150 millones adicionales cada mes”, según explica la entidad en su sitio web.  Sin embargo, esta información no será hecha pública y solo podrá ser utilizada por la Agencia que la adquirió, al menos que ésta decida compartir su información con otras agencias.

Según explica RT, los agentes de ICE serán capaces de averiguar los lugares de interés de un conductor en específico e incluso saber dónde éste ha estado en los pasado cinco años, siempre y cuando las cámaras hayan captado la placa vehicular. También, un oficial de esta agencia puede poner un auto en específico bajo alerta en la “lista caliente” para que cada vez que una cámara lo detecte, un agente cercano reciba una notificación.