El Taller Latino celebra 40 años con proyecto de edificio ecológico

La famosa institución, localizada en El Barrio, apuesta a convertir un edificio viejo de la Ciudad en un espacio verde donde converjan todas las culturas, géneros y edades
El Taller Latino celebra 40 años con proyecto de edificio ecológico
Taller Latinoamericano festeja sus 40 años con una propuesta de edificio ecologico en El Barrio. Director Bernardo Palombo enseñando en el taller.
Foto: Mariela Lombard / El Diario NY

Gardel dice que “20 años no es nada”. Y para El Taller Latino, la reconocida institución cultural y educativa de El Barrio, en Manhattan, que este año celebra cuatro décadas enseñando español, promoviendo el arte y siendo espacio de comunión entre personas de todas las edades y orígenes, “40 años no es nada. No es nada y es todo.

Y es que más allá de recibir halagos, como los enunciados por grandes figuras que han pasado por allí, como el famoso músico popular Pete Seeger, quien en vida definió a El Taller como “uno de los únicos lugares en Nueva York donde todas las comunidades se unen”, esa organización tiene una nueva apuesta: tomar un edificio viejo de la calle 110 con Avenida Lexington y transformarlo en un espacio ecológico.

Con el apoyo de la Ciudad y la concejal del distrito, Diana Ayala, al igual que otras instituciones de la Gran Manzana, El Taller ya recibió el “sí” para ponerse manos a la obra en un espacio manejado por NYCHA, que espera ser referente, no solo para El Barrio sino para el resto del país, en el manejo de recursos ecológicos. La meta es hacer verde ese edificio.

“El edificio que nos están dando vamos a transformarlo en un ‘green building’, y con la tecnología que existe, queremos que sea independiente en cuanto a electricidad, con paneles solares, al mismo tiempo que se puede experimentar con el cultivo vertical”, comenta Bernardo Palombo, fundador de El Taller Latinoamericano.

El argentino, de barba y cabello largo y mirada embrujante, como salido de una película de Guillermo del Toro, o como definió el propio escritor Julio Cortazar durante su paso por El Taller, reflejo de esa “embajada de cronopios en Nueva York” que es esa institución, explica que se trata de volver a los orígenes.

Para esa meta, cuentan con el apoyo de instituciones que se han beneficiado de los programas que en 40 años allí han ofrecido, y que cada año involucra a más de 15,000 personas de todas las edades.

“Primeramente vamos a ponerle un jardín de vegetales. Toda la idea es educarnos a nosotros en cómo comer. El Taller tiene 40 años de actividad y por la variedad de cosas que hemos hecho, nosotros podemos poner ese edificio al servicio de la comunidad, que los doctores del hospital Montefiore, donde enseñamos español, den nutrición a la gente nuestra y con el huerto del techo, lograr que los niños pueden aprender que los tomates salen de una mata, no de la lata”, agrega Palombo. “El plan es que también la gente mayor nos enseñe recetas que ahora están de moda, como cuestión ecológica, pero que nuestras abuelas lo sabían mejor que ahora. Es básicamente mezclar la cultura y la historia que existen acá en El Barrio, la historia nuestra inmigración, empezando por la gente puertorriqueña que también son inmigrantes porque se han ido”.

Bernardo Palombo con su hijo.Taller Latinoamericano festeja sus 40 años con una propuesta de edificio ecologico en El Barrio. Director Bernardo Palombo enseñando en el taller.

Jennifer Pliego, directora de programas especiales de El Taller Latino, asegura que el proceso de “verdificación” del edificio, como ellos lo llaman, se basa en un plan que fue elaborado hace un par de años con mucha minuciosidad.

“Mi padre Ricardo Pliego agregó a sus conocimientos de arquitecto, toda la información disponible sobre el uso de energías alternativas posibles, y obtuvo información del Instituto Buckminster Fuller de California y organizaciones similares que le permitieron concretar el plano y las instrucciones para crear un ‘territorio verde’ en cualquiera de los muchos edificios que la ciudad tiene y ahora no se utilizan”, dijo Pliego. “Todo esto demuestra en la práctica que el ‘New Green Deal’ no es un programa elitista, es por el contrario algo que se puede hacer desde la comunidad y con la comunidad”.

Alexandra Castaño, administradora de programas educativos de El Taller, advierte que el nuevo edificio verde será además una herramienta efectiva para educar a niños, jóvenes y adultos sobre conciencia social, ecológica y nutricional.

“Nosotros aquí siempre usamos material reciclable para hacer los proyectos de arte, y nuestra meta allí es seguir en esa ruta enseñando cómo no contaminar y aprovechar al máximos los materiales que ya no se usan para crear”, comenta la colombiana, quien agrega que el edificio ecológico seguirá promoviendo la unión de culturas y grupos.

Claudia Sierra con su hijo, Steven. Taller Latinoamericano festeja sus 40 años con una propuesta de edificio ecologico en El Barrio. Director Bernardo Palombo enseñando en el taller.

El Taller está formado por una comunidad, no solo latina sino de norteamericanos, europeos, asiáticos, blancos, negros, niños, adultos… es una integración de culturas pero es bueno que una organización manejada por personas de diferentes lugares pueda enseñar a otras personas su cultura. Hay una idea de ahorrar energía y usar mejor los recursos de la comunidad”, agrega la maestra, mientras da una clase de elaboración de máscaras con más de 50 niños y varias mamás.

Una de las madres que acude a la clase, Claudia Sierra, asegura que ese espacio, que llegó hace varios años a la calle 99 con tercera avenida, tras haber permanecido varios años en el Upper West Side, es un escape.

“Aquí me siento tranquila, es como ser una niña otra vez. Esto me desestresa y de paso aprendo y estoy con mi hijo”, comenta la mexicana sobre esta institución, que además lleva años ofreciendo clases de español, ayuda a inmigrantes gratuita para hablar inglés y temas de inmigración y espacio magistral de artes, exposiciones de pinturas y conciertos.

Lew Zuchman, director ejecutivo de SCAN New York, la organización más antigua que provee servicios a jóvenes en El Barrio, destacó que el nuevo proyecto ecológico con el que El Taller Latinoamericano festejará su cumpleaños, será un regalo para toda la comunidad y la ciudad.

Bernardo Palombo con Alexandra Castaño. Taller Latinoamericano festeja sus 40 años con una propuesta de edificio ecologico en El Barrio. Director Bernardo Palombo enseñando en el taller.

“El Taller Latino ha demostrado ser un proveedor excepcional de artes creativas para los jóvenes de El Barrio. La propuesta del edificio verde perpetuaría las contribuciones únicas de El Taller a nuestra comunidad”, dijo el activista. “Nuestra comunidad necesita ingresar al siglo 21 en lo que se relaciona con una vida saludable. Crear un edificio ecológico serviría como modelo educativo vital para nuestra gente joven”.

La concejal Diana Ayala reconoció el aporte de El Taller en la preservación de la cultura y enseñanza de artes y español. “La concejal felicita a El Taller por su 40 aniversario y aprecia todo el trabajo que realizan para la comunidad”, dijo una vocera de la líder política de El Barrio.

Por su parte, el presidente del Concejo Municipal, Corey Johnson, a quien esa institución ofreció enseñarle español, la describió como un elemento fundamental en El Barrio y la ciudad, desde que abrió sus puertas hace cuatro décadas.

“El Taller ha sido y es un imán para las actividades culturales y educativas, un lugar donde los neoyorquinos de todas las edades se reúnen no solo para celebrar las artes, sino también para aprender español e inglés. Aplaudo a la organización por 40 años de gran servicio a la comunidad de inmigrantes, el vecindario y la ciudad de Nueva York”, dijo Johnson.

Heidi Belén con su hijo, Darien. Taller Latinoamericano festeja sus 40 años con una propuesta de edificio ecologico en El Barrio. Director Bernardo Palombo enseñando en el taller.

El legado de El Taller Latino y datos del edificio verde

  • 40 años está cumpliendo la institución, fundada por el argentino Bernardo Palombo en 1979
  • 15.000 personas, entre niños, adolescentes y adultos, son parte de los programas anuales de El Taller
  • 500,000 neoyorquinos y personas de otros lugares han pasado por El Taller Latino en sus 40 años
  • El edifico verde quedará en Clinton Houses, en la calle 110 y Lexington
  • El Buckminster Fuller Institute estará involucrado en el proyecto
  • Personal de Medicina Social del hospital Montefiore darán clases prácticas de nutrición y trabajarán con gente mayor de la comunidad en la preparación de comidas saludables y típicas
  • El Taller enseña español en Montefiore desde 1979, cuando fue creado, al igual que en el Departamento de Parques y Recreación, quienes serán vitales en los detalles de la construcción del jardín, el huerto y la cocina en el techo del edificio
  • El proyecto verde es ecológico y también cultural y educativo
Taller Latinoamericano festeja sus 40 años con una propuesta de edificio ecológico en El Barrio. Director Bernardo Palombo enseñando en el taller.

Dónde obtener información

  • Para información sobre los programas de idiomas y culturales que ofrece El Taller, puede comunicarse al (212) 665-9460 o al sitio web: https://tallerlatino.org/