Agente migratorio le enseña el dedo. A los días, policía ayuda a La Migra a detenerlos a él y a su padre

Los videos que Daniel Martinez compartió en Facebook se hiceron virales. En ellos se recoge buena parte de los dos encontronazos que tuvo con Inmigración y con la policía. "No me siento seguro", se escucha decir al joven indocumentado
Agente migratorio le enseña el dedo. A los días, policía ayuda a La Migra a detenerlos a él y a su padre
El mismo agente que le enseñó el dedo, le filmó con su teléfono mientras se reían.
Foto: Captura video Facebook

El primer encontronazo de Daniel Martínez, de 25 años, con La Migra fue el pasado 6 de junio cerca de un complejo de apartamentos de North Shallowford Road, en la ciudad de Atlanta (Georgia). El joven mexicano y su padre iban en su camioneta de trabajo cuando, de unos vehículos sin identificación que les cerraron el paso, se bajaron cuatro hombres con chalecos de la oficina de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI).

Los funcionarios de esta dependencia del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) solicitaron a Martínez la identificación en un episodio que duró unos 40 minutos, según el joven dijo a Univisión. En los seis últimos minutos del encuentro que el mexicano alcanzó a grabar, se ve cómo uno de los agentes federales le enseña el dedo corazón. Ante tal gesto obsceno, Martínez responde con insultos.

Pero la cosa no acaba ahí. El mismo agente vuelve a donde estaban el joven y su padre y empieza a filmarlos con su teléfono y a reírse con sus compañeros, según comenta Martinez a la citada televisora. En el video del joven no se escucha a los oficiales ni identificarse, ni decir a quién estaban buscando ni mostar orden judicial alguna. Los vehículos se marcharon y no detuvieron a nadie.

Inmigración confirmó a Noticias 34 Atlanta que el oficial implicado era uno de sus agentes y añadió, según el medio, que todos los empleados de ICE deben tener el más alto estándar de conducta profesional y ética”.

 

La inestimable ayuda de las autoridades locales

La relativa tranquilidad de esta familia migrante. Los agentes federales volvieron al mismo lugar el pasado martes. Y esta vez no venían solos. La policía de la ciudad de Camblee, a las afueras de Atlanta, se prestó a brindarles la ayuda necesaria para detener no solo al joven sino también a su padre. Esta vez el joven, que no dudó en volver a confrontar a las autoridades, logró registrar 23 minutos en video y publicarlos en Facebook.

Durante todo este tiempo, Daniel asegura tanto a la policía como a La Migra que tiene miedo y que no se siente seguro. Sin embargo, tras unos minutos atrincherados en la camineta, acepta primero que su padre baje y después hablar con un agente local. El policía Mike Winfield fue quien más activamente insistió para que ambos indocumentados accedieran a bajarse del carro. “Si colaboran, no les pasara nada” -aseguró Winfield.

En una ocasión, incluso, Winfield preguntó a Martinez: “¿Eres ilegal? ¿Estás ilegalmente aquí?”. No obstante, como recuerda la activista proinmigrante Adelina Nicholls, no corresponde a “la policía de Chamblee no tiene facultades para preguntar bajo ninguna circunstancia el estado migratorio de las personas”.

Así que el padre bajo cuando le pidieron una licencia de manejar que no tenía o que no llevaba encima. Los oficiales (locales y federales) consiguieron que el progenitor de Martinez también tratara de convencerle. “Buscan a alguien que se parece a ti” -le espetó a su hijo. “Y como te pones así…”, titubeó el hombre de 40 años. Así fue comoLa Migra arrestó finalmente a ambos.

Antes del arresto, la policía aseguró que los agentes federales tenían una orden de arresto contra otra persona, pero en esta ocasión, tampoco la mostraron. Bryan Cox, vocero de la agencia migratoria, aseguró a Noticias 34 Atlanta que no buscaban a los detenidos pero que “ICE no puede hacer la vista gorda ante la presencia de otros extranjeros presentes en el país ilegalmente“.

 

¿Qué pasará ahora con padre e hijo?

Cox aclaró que tanto Martinez como su padre “están en proceso de deportación ante las cortes de inmigración y ICE esperará el resultado de sus casos para determinar cuáles son los pasos que tomará posteriormente”.

Adelina Nicholls critica también que los agentes hayan regresado al mismo lugar. “Para ellos es un desafío que una persona los confronte”, dijo la también directora de organización Alianza Latina de Georgia por los Derechos Humanos (GLAHR).

Por su parte, la madre del joven detenido lo tiene claro: “es una venganza”. “Tengo mucho temor por los dos, pero más por mi hijo”, dijo la mujer a Univision.

Los defensores de migrantes coinciden en que esta estrecha coloboración de la policía con Inmigración lanza un mensajes de miedo a la comunidad migrante.