Criticado ejecutivo escolar de NYC con faltas en el pasado abandona el cargo

El canciller escolar Richard Carranza defiende su derecho a contratar personal de su elección
Criticado ejecutivo escolar de NYC con faltas en el pasado abandona el cargo
Abram Jiménez se regresa a California
Foto: LinkedIn

Otro ejecutivo contratado por el canciller escolar de NYC, Richard Carranza, entró en el terreno de la polémica sobre su capacidad para ejercer el cargo y ahora quiere abandonarlo. 

Carranza trajo este año de California a Nueva York a su ex colega Abram Jiménez (42) como “director ejecutivo senior de mejora continua”, con un salario de $205,416 dólares, a pesar de no tener los mejores antecedentes.

New York Post informó el mes pasado que Jiménez había renunciado como subdirector de una escuela en Chula Vista (California) en 2011, después de que una investigación descubrió $92,295 dólares en facturas escolares no pagadas y fondos del club de estudiantes mal utilizados.

Previamente, en 2003, mientras trabajaba como profesor y entrenador de fútbol, ​​Jiménez fue puesto a prueba por usar lenguaje inapropiado y otras conductas ofensivas.

Fuentes dijeron el miércoles que Jiménez había comentado a sus colegas su deseo de regresar a California para estar más cerca de su esposa e hijos.

“Ha sido un gran honor servir a los 1.1 millones de estudiantes en el distrito más grande de la nación y estoy muy orgulloso del trabajo en el que he participado el año pasado”, dijo Jiménez en una declaración, al ser consultado por The Post. “Estoy emocionado de volver con mi familia en California, y confío en que nuestro equipo continuará el excelente trabajo que hemos comenzado”.

Carranza defendió la contratación después de que surgieran las revelaciones y elogió el desempeño y las calificaciones de Jiménez. También dijo que tiene derecho como máximo ejecutivo del Departamento de Educación de la ciudad (DOE) para contratar personal de su elección.

“El doctor  Jiménez es un líder comprobado que podría dirigir distritos escolares en todo el país, y tenemos la suerte de tenerlo en nuestro equipo en la ciudad de Nueva York”, dijo Carranza el miércoles. “Ha tenido un impacto duradero en la forma en que apoyamos a nuestras 1,800 escuelas, y lamentamos que se haya ido. Le deseamos lo mejor”.

Pero los críticos cuestionaron la falta de un proceso competitivo para la posición de Jiménez o cualquier anuncio público de su creación.

El Comisionado Especial de Investigación (CSI) está revisando las contrataciones de Jiménez y dos mujeres presuntamente traídas por Carranza sin anuncios formales de trabajo.

Jiménez llegó a Nueva York después de desempeñarse como ejecutivo en “Illuminate Education Inc.”, una empresa de gestión de datos de estudiantes. La compañía hace negocios con el DOE, pero los funcionarios han insistido en que Jiménez no se ha involucrado con él desde su llegada.

El DOE dijo el miércoles que Jiménez fue fundamental para ayudar a avanzar varias iniciativas durante su estadía en Nueva York.