El Senado no tiene prisa por comprar Libra, la moneda de Facebook

Los problemas de gestión de privacidad generan críticas y escepticismo

Marc Zuckeberg es el fundador y presidente de Facebook./Archivo
Marc Zuckeberg es el fundador y presidente de Facebook./Archivo
Foto: Justin Sullivan / Getty Images

Llegar con una multa recién impuesta por la FTC de $5,000 a pagar  por problemas de gestión de privacidad no es la mejor tarjeta de presentación ante el Senado. Pero ante esta cámara se presentó el martes David Marcus, director del proyecto de monedero digital Calibra de Facebook para presentarlo.

Calibra es el plan de esta plataforma para crear una divisa virtual llama Libra basada en blockchain como otras criptomonedas. Es una divisa con la que solo se podrá operar en Messenger de Facebook o WhastApp, redes que estarán cerradas para competidores en este campo de las finanzas.

El recibimiento no fue del todo caluroso y parece que el Senado no tiene prisa por aplaudir este proyecto. Uno de los más críticos fue el senador demócrata Sherrod Brown que a la vista de los problemas de privacidad que tiene esta empresa dedujo en voz alta que Facebook “es peligroso”.

Facebook pide que se confíe información financiera a esta plataforma, que ya controla una buena parte de los datos de sus usuarios, y es algo que ha obligado a una pausa crítica a los legisladores además del redoble de las advertencias en contra por parte de quienes desconfían de la empresa de Marck Zuckeberg y del impacto económico, social e incluso medioambiental de las criptomonedas.

Las críticas no solo llegaron el martes del ala progresista de la cámara. El republicano John Kennedy uso el sarcasmo para reflexionar sobre los efectos que Facebook puede tener sobre la masa monetaria (la cantidad de dinero en circulación y el efecto que esto tenga en precios) “¿Qué podría ir mal?”, preguntó tras el comentario de la falta de diligencia con la que la empresa gestionó la injerencia política en las elecciones de 2016.

Facebook defendió ayer que la gestión de Libra no será de su empresa en solitario sino que se hará a través de un consorcio de casi una treintena de empresas entre las que están emisores de tarjetas como Visa y Mastercard pero también empresas de plataformas electrónicas como Uber. Marcus aseguró que su empresa acataría todas las regulaciones financieras.

El escepticismo con el que fue recibida esta criptomoneda está compartida por miembros de ambos partidos además de economistas. En contra se han manifestado también el presidente Donald Trump, y  el secretario del Tesoro, Steve Mnuchin.