El reglamento de la Carga Pública puede entrar en vigor pronto y Nueva York ofrece apoyo con asesoría legal

El reglamento de la Carga Pública puede entrar en vigor pronto y Nueva York ofrece apoyo con asesoría legal
Es importante reconocer que de entrar en vigor, la medida creará un efecto dañino a los inmigrantes.
Foto: Mariela Lombard / El Diario NY

En pocos días, el 15 de octubre para ser más exactos, entrará en vigor el Reglamento de la Carga Pública. La medida que impone el gobierno federal determinará si ciertas personas que reciben beneficios públicos, entre otras cosas, no califican para la residencia permanente o tarjeta verde. La medida asume que ciertos factores determinan si una persona que busca la residencia permanente carece de la autosuficiencia económica necesaria para vivir en esta sociedad sin tener que depender del gobierno.

Esta medida ha creado mucho pánico entre la población inmigrante que mira incrédula los operativos maquiavélicos del Gobierno federal que intentan evitar que la comunidad de nuevos americanos viva en armonía en esta nación.

En el estado de Nueva York, la Oficina para Nuevos Americanos ha trabajado incansablemente para informar y ayudar a los millones de inmigrantes que residen en el estado a obtener las respuestas necesarias a sus muchas preguntas sobre esta nueva medida. En Nueva York, aunque esta medida realmente afectará a un número bastante limitado de persona, el miedo que ha causado puede afectar a un poco más de dos millones de residentes, incluyendo a más de 600,000 niños.

La labor de nuestra Oficina para Nuevos Americanos (ONA) siempre ha sido ofrecer la asistencia y asesoría legal adecuada para que los inmigrantes no tomen decisiones drásticas basadas en miedo. Como muchas de las acciones del gobierno federal, esta también busca crear pánico.

Es importante reconocer que la medida, de entrar en vigor, creará un efecto dañino a los inmigrantes. Aún aquellos inmigrantes vulnerables que no se verán afectados por la medida, podrían acabar dejando de utilizar los beneficios para la salud o de vivienda poniendo en peligro a sus familiares familia, por miedo a enfrentar consecuencias negativas por parte del gobierno federal, en especial por las autoridades de inmigración.

ONA ha estado realizando una campaña extensa, incluyendo bancos telefónicos en colaboración con oficinas de gobiernos locales, medios de comunicación, organizaciones sin fines de lucro y organizaciones legales con el fin de ayudar a informar a la comunidad inmigrante sobre las posibles consecuencias de esta nueva regla y recalcarle al público que no es momento de tomar decisiones repentinas y basadas en miedo, pero de buscar asesoría legal de confianza y así conseguir las respuestas correctas para poder actuar de acuerdo a cada caso.

Si usted o alguien a quien usted conoce necesita asistencia legal, pueden llamar a la línea de ayuda de ONA al 1-800-566-7636.

Nuestra misión en ONA es ayudar a la comunidad inmigrante a que tengan una estabilidad familiar y laboral para que contribuyan de manera eficaz a nuestras comunidades locales y a nuestro estado de Nueva York.

-Rossana Rosado es la Secretaria de Estado de Nueva York