“Multimillonario” abandona a novia en plena boda y ella descubre que todo era una gran mentira

A esta mujer no solo le rompieron el corazón sino que ahora debe liquidar una cuantiosa deuda por la celebración de este matrimonio fallido
“Multimillonario” abandona a novia en plena boda y ella descubre que todo era una gran mentira
Lo que pensó sería una gran historia de amor se convirtió en una profunda decepción.
Foto: Pixabay

Gran decepción amorosa la que se llevó una mujer de 30 años, originaria de Tailandia cuando luego de preparar durante meses la boda de sus sueños, su prometido la abandonó el mismo día que contrajeron matrimonio, y no solo eso, descubrir que su historia de amor era una gran mentira.

La historia publicada por el Bangkok Post y que ya le dio la vuelta al mundo cuenta como Da, una chica de 30 años, conoció a un hombre de 50 llamado Nat en marzo pasado y según ella, fue amor a primera vista. 

Nat le contó que era un director ejecutivo de una importante empresa de negocios en Hong Kong y que había quedado perdidamente enamorado de ella, por lo que tan solo un día después de haberla conocido, le pidió que se casara con él, y ella aceptó.

La boda tuvo lugar el 10 de mato, la cual estuvo llena de lujos. La recepción se llevó a cabo en un lujoso hotel, en donde acudieron decenas de invitados, pero curiosamente solo 10 eran por parte del novio.

Extrañamente, un par de horas de que acabara la boda, Nat se fue de esta, argumentando que debía hacer un viaje de urgencia por su trabajo a Hong Kong. Pero lo que no sabía Da es que este se negó a pagar de la fiesta y que además, se había llevado un cheque firmado por su esposa por unos $53,000 dólares. Nunca más volvió.

La familia de la novia solo habían visto a Nat tan solo una vez, cuando él la acompañó a un funeral familiar. Esa vez, a todos les dio la impresión de ser un multimillonario, ya que les contó que el era asesor del exprimer ministro tailandés y magnate, Thaksin Shinawatra.

Luego de varios días de investigación, las autoridades confirmaron a Da que toda la historia que le contó su esposo era una total mentira, pues no había registro de él con ese nombre y mucho menos de sus “grandes cuentas bancarias” o que desempeñara alguno de los trabajos que tanto presumió a sus familiares.

Ahora, Da debe liquidar los gastos de la boda, los cuales ascienden a unos $115,000 dólares, y también se encuentra en pleno proceso de divorcio.