Kanye West revela que sufrió adicción al sexo y la pornografía

El rapero se sinceró en una entrevista que mantuvo con Zane Lowe
Kanye West revela que sufrió adicción al sexo y la pornografía
Kanye West.
Foto: Getty Images

Kanye West, esposo de Kim Kardashian, hizo pública su adicción al sexo y a la pornografía en una entrevista que mantuvo con Zane Lowe y que fue emitida por Radio Beats 1, de Apple Music.

Playboy fue mi puerta de entrada a la adicción a la pornografía en toda regla. A mi padre le dieron una revista cuando yo tenía cinco años y eso influyó en casi todas las elecciones que tomé durante el resto de mi vida”, explicó el músico. “Desde esa edad hasta ahora he tenido que trabajar para dejar el hábito del sexo. Sé que no está bien”, apuntó.

West también aseguró que su adicción influyó en su incidente de los MTV Video Music Awards de 2009 con Taylor Swift, cuando interrumpió el discurso de agradecimiento de la cantante diciendo que ella no se merecía el premio a mejor video del año, sino su amiga Beyoncé. El esposo de Kardashian dijo que la culpa de aquel incidente fueron los jeans que llevaba Swift y el haberse tomado una botella de cognac.

“Ese fue un guion de la vida de una estrella de rock. Mi madre había fallecido un año antes y yo pensaba: algunas personas se ahogan en las drogas, yo me ahogo en mi adicción al sexo. Y eso es lo que alimentó al ego también. Dinero, ropa, autos, elogios, redes sociales, fotos de paparazzi, ir a la semana de la moda de París, todo eso. Con Dios, he podido vencer cosas que me controlaban por completo”, reflexionó.

El músico, que estrenó su tan esperado álbum, Jesus Is King, también habló de su devoción por la religión. El ganador del Grammy, que comenzó a formar parte de los servicios dominicales a principios de este año, atribuye a Dios su inspiración y afirma, incluso, que “ya no es un artista” sino un “innovador cristiano”.

Ahora que estoy al servicio de Cristo, mi trabajo es difundir el evangelio, hacer que la gente sepa lo que Jesús ha hecho por mí“, explicó. “Hubo un tiempo en el que hablaba de lo que la moda hizo por mí o de lo que el cognac hizo por mí, pero ahora hablo de lo que Jesús ha hecho por mí. Ya no soy esclavo, ahora soy un hijo de Dios, libre“, expresó.

West, que también trabaja en otro disco titulado Jesus Is Born que se lanzará en Navidad, agregó que está en “paz” por primera vez. “Simplemente le agradezco a Dios por salvarme mental, física y espiritualmente”, dijo.