Al menos 70% de residentes en Brooklyn y Staten Island sin seguro médico son hispanos

Tras el éxito alcanzado en El Bronx, la Ciudad expandirá este mes su iniciativa de cobertura de salud en estos dos condados, beneficiando a miles de inmigrantes
Al menos 70% de residentes en Brooklyn y Staten Island sin seguro médico son hispanos
La mexicana Teo Filángeles enfrenta una enfermedad crónica se siente optimista de contar con alguna cobertura de salud.
Foto: Fernando Martínez / Fernando Martínez

Todas las madrugadas cuando la mexicana Teo Filángeles, de 49 años, se levanta con entusiasmo a preparar sus tamales para venderlos en las calles de Sunset Park, en Brooklyn, se persigna no solo para tener un buen día de ventas, sino para que el cuadro de angioedema hereditario que padece, no la lleve a la sala de emergencias.

“Es una enfermedad que tengo conmigo, se me empieza a inflamar la cara, supuestamente el stress me la activa. Si no voy rápido a que me atiendan, puede pasar lo peor”, narra.

Esta inmigrante, al igual que otros 600,000 neoyorquinos, no tiene seguro médico y en su vecindario, Sunset Park, se encuentra la mayoría de las personas en todo Brooklyn que no cuentan con cobertura y que no son elegibles para los planes de salud. De todas ellas, el 80% son de origen hispano. Le sigue el vecindario de Bushwich.

Teo, quien tiene la mitad de su vida trabajando en las calles de Nueva York, cuenta que cada vez que tiene que atender sus inflamaciones repentinas, sabe que recibirá “biles” del hospital entre los $500 y $700 dólares.

Y esto es un gran golpe a su bolsillo, sobre todo ahora que, como cuenta, últimamente la situación económica no está “muy buena”.

“Antes la gente gastaba más. Hay meses que me cuesta cubrir los gastos de mi familia. Imagínate, cuando además tengo la sorpresa de gastos médicos, cuando se presentan”, comentó la mexicana este jueves alrededor de las 11:00 a.m., cuando ya había vendido todos sus suculentos tamales en la Cuarta avenida de Brooklyn.

La inmigrante, quien orgullosamente se define como “tamalera”, no pierde el optimismo y prefiere mantenerse sonriente, porque asegura que el buen ánimo puede “alejar la enfermedad”. Y ahora, posiblemente pronto Teo podrá hacer un mejor seguimiento a su diagnóstico, cuando en las próximas semanas el programa NYC Care de la Ciudad, le abra una puerta para recibir atención médica accesible.

Se expande a Brooklyn y Staten Island

Este programa de acceso a cuidado de la salud, propiciado por la Alcaldía de Nueva York desde agosto pasado, y ofrecido a través de la red de hospitales y clínicas públicas de la Ciudad (NYC Health + Hospitals), se lanzará en Brooklyn y Staten Island este mismo mes.

El plan en su primera etapa, lanzado en El Bronx, alcanzó la meta de 10,000 inscripciones dos meses antes de lo previsto. La Ciudad espera cubrir los cinco condados, a fines de 2020. 

El doctor Mitchell Katz, presidente y CEO de NYC Health + Hospitals, aseguró que en el Condado de la Salsa “ya hemos visto que NYC Care, cubre una necesidad importante para los neoyorquinos que no tienen o no son elegibles para un seguro de salud. Nos complace en ampliar el acceso a la atención primaria para las personas en Brooklyn y Staten Island a fin de este mes”.

La mexicana Juana Cuade es diabética. Cubre sus gastos médicos reciclando plásticos en Brooklyn.

Sobran los casos. La mexicana Juana Cuade, de 62 años, se gana la vida reciclando materiales plásticos en las calles de Brooklyn. Ella más que nadie sabe lo que es sobrevivir con diabetes y algunos accidentes sin contar con cobertura de algún seguro.

“Si tengo una emergencia afortunadamente me atienden, y algunos planes me lo cubren, pero el problema son las medicinas y los chequeos. Le he preguntado al doctor que si me puede ayudar con un programa. Me ha dicho que en mi situación específica, no aplico”, contó Juana.

Esta inmigrante quien vive en la Gran Manzana desde 1990, entre altibajos, ha podido salir adelante, pero algunos infortunados accidentes han complicado su vida.

“Hace unos meses me caí, me atendieron, y a la semana me llegó un recibo de más de $2,000 dólares. Pude demostrar que yo vivo al día y allí fui enfrentando la situación con el Medicare temporal. Pero las medicinas las he cubierto con mi propio trabajo, reciclando, luchando en las calles todos los días”, explicó.

Del total de residentes sin seguro médico en la Gran Manzana, aproximadamente la mitad de ellos actualmente no son elegibles para alguna opción de cobertura, o no pueden pagarlo, según las reglas de la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio, pero serían elegibles para inscribirse en NYC Care.

Organizaciones comunitarias son clave

El éxito que ha tenido la primera etapa del programa NYC Care en El Bronx ha dependido del trabajo directo con las organizaciones comunitarias, y eso una fórmula que copiará para logar su expansión en los otros condados.

“Este programa ayudó a una madre que ha tenido dolor de oído durante años a conectarse con un especialista. También a una persona que no podía pagar el seguro para obtener un médico de atención primaria. Ayuda a miles de pacientes que necesitan acceso a medicamentos el mismo día, para evitar ir a la sala de emergencias. Estamos entusiasmados de traer estos mismos beneficios a estos dos condados”, indicó Marialle Kress directora ejecutiva de NYC Care. 

En los próximos días en los condados de Brooklyn y Staten Island estarán haciendo divulgación detallada de este plan.

“No importa el estatus migratorio”

El salvadoreño Luis Coles, de 42 años, aseguró que a pesar de tener trabajos temporales que le han permitido subsistir dignamente, en su situación muy personal , “no tener papeles”,  lo aleja de la posibilidad de ir a un hospital por temor.

“Mis compañeros en la construcción, me indican que no tenga miedo. Pero una vez fui a un hospital aquí en Brooklyn y me pidieron un ID. Yo no lo tenía y preferí regresar a casa. Mi esposa me curó con hierbas, como en mi pueblo”.

El obrero recurrió a hierbas que utilizaba en su natal La Palma, para calmar su gota, una enfermedad recurrente que le genera inflamación y fuertes dolores en los pies.

“Si allá no tenía tampoco medicinas modernas, como las que hay aquí y no me morí, igual puedo seguir adelante con mis remedios de siempre”, confiesa el inmigrante.

Como Luis, miles de inmigrantes que residen en la Gran Manzana tienen temor de acudir a los hospitales, pero con la nueva iniciativa de la Ciudad, los miembros de esta comunidades ahora se podrán beneficiar sin importar su estatus migratorio.

“En la Ciudad de Nueva York, creemos que la atención médica es un derecho humano. Y queremos que todos los neoyorquinos latinos sepan que no importa dónde naciste, ni tu estado migratorio ni tu capacidad de pago. En nuestra ciudad, tienes derecho a una atención de calidad y que sea asequible”, puntualizaron las autoridades de NYC Health + Hospitals de manera insistente.

Asi mismo, Bitta Mostofi, comisionada de Asuntos de Inmigrantes de la Alcaldía, indicó que están involucrando a organizaciones comunitarias para liderar los esfuerzos de divulgación de este programa en Brooklyn y Staten Island.

“Queremos que sea una acción exitosa como lo ha sido en El Bronx. Trabajaremos con socios comunitarios para conectar a más neoyorquinos con la atención que necesitan”, puntualizó la funcionaria.

NYC Care: en detalle

  • Brinda acceso a un proveedor de atención primaria que coordinará todos los tratamientos y servicios necesarios, además atención coordinada, preventiva y exámenes de rutina.
  • Ofrece servicios de atención especializada, permite hacer citas y navegar sus necesidades de atención médica a través de un nuevo centro de atención al cliente 24/7.
  • La tarjeta de membresía personalizada detalla los costos de descuento específicos para atención primaria, visitas especializadas y medicamentos recetados para cada miembro en función del tamaño del hogar y los ingresos.
  • Todos los servicios son proporcionados por NYC Health + Hospitals y toda la información sobre la atención y el tratamiento del paciente se mantiene privada y confidencial de acuerdo con la ley.

En números

27.8 por ciento de los habitantes de Brooklyn y el 5.9 por ciento de los residentes de Staten Island no son elegibles para el seguro de salud y, por lo tanto, se beneficiarían de NYC Care.

60 % de los que no son elegibles para el seguro de salud en Brooklyn son hispanohablantes.

80%  de los que no son elegibles para el seguro de salud en Staten Island son hispanohablantes.

80% por ciento de las personas sin seguro y no elegibles para el seguro en Sunset Park son hispanohablantes.

70 % de los beneficiarios actuales tienen entre 30 y 59 años de edad.

61.8 % son de origen hispano.

70 % de los miembros están por debajo del 100 por ciento del nivel federal de pobreza. 

61% de los miembros actuales se identifican como mujeres.

Consulta si aplicas

Si quieres conocer si puedes aplicar a NYC Care, puedes llamar al 311 o enviar un mensaje de texto a CoveredNYC (SeguroNYC en Español) al 877877 para conectarse con un especialista de GetCoveredNYC y recibir asistencia de inscripción gratuita.