La verdadera historia de Jarritos, el colorido refresco que triunfa fuera de México

El café era el sabor original de los refrescos Jarritos que fue sustituido por sabores frutales

En 1997 la marca Jarritos fue introducida por primera vez en Estados Unidos.
En 1997 la marca Jarritos fue introducida por primera vez en Estados Unidos.
Foto: Periódico Reforma / Agencia Reforma

Los refrescos Jarritos hacen referencia a las pequeñas jarras de barro en que la gente solía beber agua en México. La empresa surgió en 1950 en la ciudad de Guadalajara.

Es fácil reconocer la marca ya que se vende en botellas de vidrio transparente con una etiqueta retro con una gama de colores vibrantes que es fácil reconocer en los pasillos de los supermercados.

En solo 10 años, la bebida ya se vendía en más del 80 por ciento del territorio mexicano. En 1997 la bebida fue introducida por primera vez en Estados Unidos y hoy en día se vende en más de la mitad de todas las grandes tiendas del país, de acuerdo al The New York Times.

Aunque no lo creas, el sabor original de los Jarritos era el de café, pero Don Francisco “El Cuero” Hill se dio cuenta que los sabores ligeros y afrontados serían más atractivos para el mercado por lo que decidió cambiar la estrategia.

Jarritos viene en sabores como lima, ponche de frutas, sin embargo algunos sabores como sandía y tamarindo no se vende de manera común en el mercado de Estados Unidos.

Existe una diferencia entre los refrescos del país y los Jarritos ya que están no están fuertemente carbonatados, además son endulzados utilizando azúcar de caña granulada en lugar de jarabe de maíz que es el edulcorante típico en los refrescos de Estados Unidos.

Los refrescos pueden ser encontrados fácilmente en tiendas de comestibles como Target y Walmart en Estados Unidos donde Beverage Marketing, una empresa consultora especializada en la industria de las bebidas, ha señalado que Jarritos tiene ventas anuales de más de $2 millones de dólares en las tiendas de autoservicios.

Sin embargo se estima que las ventas al por menor de Jarritos en Estados Unidos superó los $150 millones de dólares tan solo durante el 2011, según reportó The New York Times.

Relacionado: Esta es la verdad no contada de la Coca-Cola mexicana.

Desde hace 25 años, Novamex, una empresa con sede en El Paso, Texas, es propietaria de la marca Jarritos para comercializarla fuera de México.

La compañía ha realizado una serie de campañas para popularizar la marca entre la población joven de origen no hispano en ciudades como Los Ángeles, California, Chicago, Illinois, Austin, Texas o la ciudad de Nueva York utilizando murales al aire libre con imágenes de luchadores, comida, máscaras y hasta calaveras.

En 2016 el actor Diego Luna dirigió un anuncio de dos minutos para la compañía que produce Jarritos titulado “El Viaje”, donde muestra imágenes de mexicanos cruzando el desierto y las mezcla con imágenes de inmigrantes europeos llegando a las costas de Estados Unidos hace generaciones.

El mensaje del cortometraje hace un recordatorio necesario en estos tiempos difíciles donde existen cosas que nos unen como seres humanos.

 

-Te podrá interesar: