Según los expertos, ¿es mejor el aceite de canola o el aceite de oliva?

El aceite de oliva y el de canola son las dos variantes más utilizadas en la cocina. Descubre los pros y contra de cada uno y toma las mejores desiciones para tu salud

Conoce las diferencias entre los dos aceites más populares en la cocina e industria alimenticia.
Conoce las diferencias entre los dos aceites más populares en la cocina e industria alimenticia.
Foto: Shutterstock

Sin lugar a dudas el aceite de oliva ha sido considerado uno de los productos más en tendencia y es que se trata de oro líquido para la salud. Pertenece a la lista de los superalimentos más valorados, es por ello su consumo se asocia con un gran valor nutricional y un inigualable potencial medicinal.

Por otro lado el aceite de canola es uno de los productos de uso cotidiano más comunes en la cocina, es una de las variantes de aceite más recomendadas para sustituir las grasas con las que se acostumbra cocinar. Esto se debe a su accesible costo y sus usos de lo más versátiles en todo tipo de platillos.

Lo cierto es que el aceite de oliva y el de canola son las dos variantes más utilizadas en la cocina de muchos lugares del mundo. Es muy sabido que el aceite de oliva es considerado superior a prácticamente todos los aceites, esto se debe a sus ya avalados beneficios nutricionales y terapéuticos. Sin embargo vale la pena conocer los beneficios de cada uno y la visión de un especialistas como es el caso de la información que comparte nutrióloga Isabel Smith, RD para la revista Well + Good.

Aceite de oliva vs Aceite de canola ¿Cuál es más saludable?

1. Sobre el aceite de canola

El aceite de canola es el que ha sido más juzgado e incomprendido. Es un tipo de aceite que se obtiene de la planta de colza cuyo nombre científico es Brassica napus (pertenece a la misma familia que la mostaza) y se caracteriza por ser una planta con flores de color amarillo vibrante. Sus semillas tienen la peculiaridad de ser 35% de aceite, bastante alto para una planta. Según la experta es difícil definir si el aceite de canola es saludable, es por ello que resulta más sencillo englobar sus cualidades y debilidades: 

  • El aceite de canola contiene grasas monoinsaturadas que son saludables y se encuentran en su mayoría en alimentos de origen vegetal, como es el caso de las nueces, el aguacate, los frutos secos, algunas semillas y otros aceites vegetales.
  • Diversos trabajos de investigación y estudios coinciden en que el aceite de canola contiene dos sustancias desfavorables. La primera es el ácido erúcico se trata de un compuesto presente en las semillas de mostaza y colza, que es conocido como perjudicial para la salud y de manera más específica para el corazón. La segunda sustancia son los glucosinolatos, que son compuestos amargos que afectan el sabor.
  • El aceite de canola es extremadamente alto en grasas poliinsaturadas Omega-6 (PUFA).  Está comprobado que un exceso de este tipo de grasas en el cuerpo, es la principal causa de la inflamación sistémica en el cuerpo, característica común en todas las enfermedades crónicas modernas como es el caso de la diabetes, obesidad y enfermedades cardíacas.
  • La clave se encuentra en siempre consumir mayores cantidades de ácidos grasos Omega-3 y mucho menos de Omega-6. Es por ello que está comprobado que un alto consumo de aceite de canola en realidad si puede actuar en contra de la salud, sobre todo en términos de salud cardiovascular. 
  • Otro aspecto que resulta preocupante es que la mayoría de los aceites de canola están genéticamente modificados y altamente procesados con solventes industriales. Lo cierto es que cerca del 93% de la canola cultivada en Estados Unidos proviene de semillas que han sido modificadas y lo cierto es que numerosas tendencias de salud y bienestar recomiendan mantenerse alejados del consumo de este tipo de alimentos.
  • El aceite de canola tiene la virtud de ser rico en fitoesteroles que son compuestos de gran ayuda para absorber el colesterol en el cuerpo y por lo tanto intervienen en su reducción. 
  • Se cuenta con diversos estudios que han comprobado que un alto consumo de aceite de canola a largo plazo puede afectar negativamente la memoria y el funcionamiento cognitivo en aspectos como el aprendizaje, la concentración y la agilidad mental.

Probablemente te estés preguntando la razón por la cuál se utiliza el aceite de canola en la cocina, cocción y producción de alimentos. En primer lugar se trata de un aceite de sabor neutro y que se presta para todo tipo de combinaciones y en segundo lugar por su capacidad de soportar un alto punto de humo, eso quiere decir que soporta altas temperaturas sin quemarse.

2. Sobre el aceite de oliva

  • El aceite de oliva es conocido como uno de los más poderosos antioxidantes que le confieren grandes beneficios para reducir la inflamación. Se podría decir que el aceite de oliva es antiinflamatorio y el de canola proinflamatorio. El valor antioxidante del aceite de oliva combate los radicales libres en el cuerpo, esto se debe a sustancias como el ácido oleocantal y oleico.
  • Es rico en grasas monoinsaturadas que benefician la salud del corazón, esto también se debe a su bajo contenido en grasas poliinsaturadas. 
  • Los poderosos antioxidantes del aceite de oliva también benefician de manera especial la salud cerebral y su consumo se asocia con mejoras en la memoria.
  • El consumo de aceite de oliva puede ayudar a reducir el riesgo de padecer diabetes, se asocia con grandes beneficios para regular la glucosa en la sangre. 

El aceite de oliva es uno de los aliados más infalibles en la cocina, es la estrella de la alimentación mediterránea y debido a que tiene un bajo punto de humo es recomendable utilizarlo como complemento y condimento en ensaladas, guisados, sopas, cremas, pastas y verduras, nunca para freír o asar a altas temperaturas. 

A modo de conclusión podemos decir que los dos aceites se utilizan para cuestiones diferentes en la cocina, sin embargo en el caso del aceite de canola es muy importante limitar su consumo y es indispensable optar por las variantes orgánicas. Si se trata de analizar el valor nutricional de cada variante, por supuesto que el aceite de oliva resulta el ganador infalible. Es por ello que los especialistas en nutrición y medicina recomiendan utilizarlo siempre y limitar a ocasiones muy limitadas el uso de aceite de canola. Recuerda la salud esta primero y la calidad de los alimentos que consumimos, sí influye en nuestra salud y bienestar físico y mental.