Crean tratamiento para curar la diabetes tipo 1

Actualmente se está buscando un mejor modo de restituir las células pancreáticas dañadas

Se están haciendo nuevos avances en el control de la enfermedad
Se están haciendo nuevos avances en el control de la enfermedad
Foto: Shutterstock

La diabetes tipo 1 es una enfermedad difícil de manejar y que no tiene una solución plenamente satisfactoria. Sin embargo, actualmente se están haciendo esfuerzos para cambiar esta situación, y hablaremos de uno de ellos a continuación.

El estudio

Un artículo del portal ABC señala un descubrimiento realizado por un equipo científico del Instituto Salk. Dicho descubrimiento consiste en el desarrollo de un tratamiento celular contra la diabetes tipo 1, una enfermedad crónica que se caracteriza por un alto nivel de azúcar en la sangre.

Mediante el uso de tecnología de células madre, estos investigadores han logrado desarrollar el primer grupo de células pancreáticas productoras de insulina capaces de evitar el sistema inmune.

Según lo observado en un ratón al que le fueron trasplantadas dichas células, ellas podrían controlar los niveles de glucosa en la sangre sin tener que depender de fármacos inmunusupresores.

La diabetes es una enfermedad difícil de controlar. Foto: Pixabay

Implicaciones del estudio

La idea detrás de este estudio es preparar este tipo de células para reemplazar aquellas que han sido dañadas por la diabetes y los factores que le dieron lugar, esto sin tener que recurrir a fármacos inmunosupresores que conlleven importantes riesgos para el paciente.

Históricamente, la diabetes tipo 1 es una enfermedad difícil de controlar, y a pesar de que tiene una “cura” en la forma de trasplante de células pancreáticas productoras de insulina y extraídas de un paciente sano, esta cura no es una solución plena para la enfermedad.

Lo anterior se debe a que el paciente debe usar fármacos inmunosupresores por el resto de su vida para evitar que su sistema inmune ataque el tejido que ha recibido, lo que afecta negativamente sobre su salud al aplacar el sistema inmune del paciente, dejándolo vulnerable.

Debido a esto, la ciencia ha intentado desarrollar una mejor manera de reponer las células pancreáticas dañadas, y este nuevo tratamiento en un paso importante hacia ello.

Es necesario seguir haciendo investigaciones para desarrollar formas definitivas para reponer las células pancreáticas dañadas, pero resultados como este brindan esperanza en poder hallar una solución definitiva a este problema de salud.