Jueza colombiana de las fotos “hot” en Instagram era patrocinada por compañías en EEUU

No solo se trata de las fotos sexy en la red social...

Jueza colombiana de las fotos “hot” en Instagram era patrocinada por compañías en EEUU
Más de 148,000 usuarios siguen a la jueza Vivian Polanía en Instagram.
Foto: Carl Court / Getty Images

No solo se trata de fotos sexy en su cuenta de Instagram…

Como parte de la polémica por la exposición en redes sociales de la jueza colombiana Vivian Polanía también se menciona su papel como promotora de productos de empresas estadounidenses a través de las publicaciones.

Polanía es centro de una investigación por parte del Consejo Seccional de la Judicatura de Norte de Santander luego de que sus explícitas fotos – algunas en la que aparece prácticamente desnuda-, trascendieran como parte de reportajes en los medios Q’Hubo y La Opinión de Cúcuta.

View this post on Instagram

Este año me tocó ser más fuerte!! #bunny #womanpower #fit #fitness #vivianpolaniaf

A post shared by Vivian Polanía Franco (@vivianpolaniaf2) on

En el auto, emitido por la Sala Jurisdiccional Disciplinaria del Consejo Seccional de la Judicatura de Norte de Santander y Arauca, se señala: “La servidora judicial podría estar incursa en la prohibición señalada en el artículo 154-6 de la ley estatutaria de la administración de justicia, ley 270 de 1996”. Dicho estatuto establece las prohibiciones que tienen los funcionarios y empleados de la rama judicial.

Específicamente, el numeral 6 del citado artículo, de acuerdo con un reporte de La Opinión, indica que realizar actividades que puedan afectar la confianza del público o una conducta que comprometa la dignidad de la administración de justicia puede sería material para investigación.

Aunque, las autoridades judiciales no han hecho mención de Polanía específicamente por su representación de marcas de ropa, la magistrada dijo que lo que hace cuando no está litigando no es un negocio ilícito.

“Uno no se toma fotos por tomárselas o para que la gente les den ‘like’, sino que cuando se obtiene un gran número de seguidores, las empresas y los diseñadores empiezan a buscarte para dar descuentos o para pagar por promocionarlos”, explicó la jueza “fitness”.

“La gente no sabe el daño que hacen solo por los chismes. Yo, en la cuenta pasada que me bloquearon, ya estaba siendo patrocinada por dos marcas de ropa en Estados Unidos, por ejemplo, por cada prenda que mostraba y era comprada por alguna persona, a mí me daban el 30% de la venta o me enviaban ropa gratis. Eso no es negocio ilícito, por el contrario es una forma de trabajar bien, sin hacerle daño a nadie. Hay otras personas que usan Instagram para vender fotos desnudas, pero yo no hago eso”, insistió la entrevistada a La Opinión.

La Sala Disciplinaria señaló que inició la pesquisa contra Polanía luego de revisar esa nota y la otra nota publicada en Q’Hubo.

La popularidad de la colombiana incrementó en el ciberespacio a partir de esos reportajes y el inicio de la pesquisa.

Sin embargo, la jueza insiste en que no cambiará su forma de ser y tampoco se pondrá la toga fuera del tribunal para complacer a sus colegas.

Según planteó en una entrevista con la cadena CNN, ella no discute ningún tema jurídico en su Instagram, por lo que sus fotos no comprometen su trabajo.

“Respecto a mi ropa y a mi forma de vestir, es el libre desarrollo de la personalidad. Estoy absolutamente en desacuerdo. No todos los jueces, funcionarios, empleados, personas, son iguales”, planteó la jueza quien tiene 37 tatuajes.