NYPD no baja la guardia en las calles de la Gran Manzana por tensión post electoral latente en el país

Mientras persista la “tensa calma” en otros estados ante el no reconocimiento del Presidente Trump de los resultados, la Uniformada se mantiene de igual forma en “alerta máxima”

NYPD no baja la guardia en las calles de la Gran Manzana por tensión post electoral latente en el país
Fuentes policiales indican que no hay "ninguna amenaza real" de protestas
Foto: Fernando Martínez / Impremedia

A una semana de que centenares de personas se lanzaran a las calles a celebrar en la ciudad de Nueva York las proyecciones que dieron como ganador de la Presidencia al candidato demócrata Joe Biden, el dispositivo especial de seguridad preparado por el Departamento de Policía de la Ciudad de Nueva York (NYPD) para repeler potenciales protestas post electorales, aun no se ha desactivado.

Por el contrario, mientras persista esa “tensa calma” que ha generado el no reconocimiento del presidente Donald Trump de los resultados y sus denuncias de “fraude”, la Uniformada se mantendrá de igual forma en “alerta máxima”.

Portavoces de NYPD dijeron a El Diario que no existe ninguna “amenaza real de protestas” por parte de los factores políticos, ni movimientos, ni organizaciones. Pero este dispositivo especialmente entrenado continuará en los próximos meses hasta que exista una transición presidencial el próximo enero.

“Hemos tenido una semana tranquila en cuanto a movimientos políticos y civiles se refiere, pero es nuestra responsabilidad no bajar la guardia“, dijeron fuentes policiales.

En las áreas más neurálgicas de la Gran Manzana sigue una amplia presencia de oficiales y los comercios temerosos de saqueos que decidieron protegerse con paneles de madera, continúan con sus barreras especiales de seguridad. Pero también ya se ha visto a algunos comercios empezando a desmontar estas barreras de sus vidrieras.

Entre tanto, las barrera que habían sido colocadas para cerrar vías en el centro de Manhattan, para evitar el acceso vehicular por las cercanías de las torres que son propiedad de Donald Trump ya fueron despejadas. Aunque permanece la vigilancia de los oficiales las 24 horas.

Desde el pasado 25 de octubre trascendió una comunicación interna que exhortaba a los oficiales de NYPD a estar “listos para el despliegue”.

El máximo jefe policial, Dermot Shea, indicó que “debemos anticiparnos y prepararnos para las protestas que podrían crecer en tamaño, frecuencia e intensidad antes de las elecciones y probablemente en el año 2021″, revelaron medios locales antes del día de las elecciones 2020.

Este viernes, oficiales resguardaban edificios propiedad de Trump en Manhattan. (Foto: F. Martínez)

Vecindarios tranquilos

Este viernes, la portavoz de NYPD Sophia Manson explicó que se trabaja “sin pausas” para prevenir delitos de todo tipo, incluidos robos comerciales y hurtos a gran escala, en contacto con las empresas de la ciudad, para promover más seguridad.

“En las comisarías, nuestros oficiales de coordinación de vecindarios son puntos de contacto personal con la comunidad que pueden ayudar cuando los comerciantes tienen problemas con delitos relacionados con su seguridad. Además, los detectives de estas unidades policiales trabajan en estrecha colaboración con los investigadores de la División de Hurtos en toda la ciudad, en casos individuales”, explicó Manson.

Fernando Matteo, vocero de la Asociación de Bodegueros de América (UBA), un sector comercial que ha venido exigiendo más vigilancia policial en los vecindarios de El Bronx y el Alto Manhattan, especialmente cuando se anticipaban disturbios, destacó que no se han registrado hechos que lamentar en medio de la tensión.

Todo está en paz con nuestros agremiados, afortunadamente”, precisó el vocero de UBA.

La semana post electoral en la ciudad de Nueva York coincidió con un aumento significativo de casos de COVID-19 que ubica al comercio y a los edificios escolares al borde de nuevos cierres.

El bodeguero dominicano Cándido Arcangel de Borought Park, uno de los epicentros del rebrote de la infección narra que ese vecindario de Brooklyn, agobiado por altas tasas de virus, existe una “tranquilidad absoluta”.

“La gente está en la ciudad realmente asustada. No por temas políticos, ni de elecciones. Sino porque el virus está de regreso”, opinó Arcangel.

Todavía centenares de negocios siguen protegidos en la Gran Manzana. (Foto: F. Martínez)

Hay combustible para la violencia

La congresista demócrata de Nueva York Alexandra Ocasio-Cortez, acusó este jueves al mandatario Donald Trump

de estar “avivando las llamas de la violencia” en lugar de facilitar un traspaso pacífico de la Presidencia hacia al presidente electo Joe Biden.

“El presidente Trump ya está avivando las llamas de la violencia como ha hecho durante varios años, como hemos visto con el escrutinio de los votos en Philadelphia, con su retórica y sus ataques contra nuestras instituciones y nuestro sistema”, dijo la política de origen puertorriqueño.

En Nueva York, un bastión históricamente demócrata, el candidato Joe Biden obtuvo una holgada ventaja con un promedio del 58% de los votos, con especial contundencia en la ciudad de Nueva York.

Por su parte, el mexicano Luis Cortés, de 25 años,  representante de ‘Latinos por Trump’ en Staten Island, el único condado de la Gran Manzana en donde el actual mandatario se impuso electoralmente, asegura que “todavía este proceso está en disputa”.

“Los republicanos de Nueva York nunca iremos a las calles a saquear negocios ni a atacar a la propiedad privada, en ningún escenario. Esa es una conducta propia de los grupos comunistas que ha alimentado el Alcalde. La violencia viene del lado de los demócratas”, concluyó.

Detenido desde las eleccioines:

  • 57 manifestantes detenidos el pasado jueves 5 de noviembre en medios de protestas post electorales en Manhattan, 32 de los detenidos acusados de causar violencia recibieron citaciones judiciales penales.