IRS solicita voluntarios para capacitarlos y que ayuden a la gente en su preparación de impuestos

Los voluntarios podrán conectarse virtualmente para recibir una capacitación

IRS solicita voluntarios para capacitarlos y que ayuden a la gente en su preparación de impuestos
Los voluntarios pueden ayudar a los contribuyentes a completar sus declaraciones por teléfono o por internet.
Foto: Scott Olson / Getty Images

El IRS está buscando voluntarios para ayudar a la gente a hacer sus declaraciones de impuestos a través de los programas de Ayuda Voluntaria a los Contribuyentes (VITA, por sus siglas en inglés) y Asesoramiento Tributario para Personas de Edad Avanzada (TCE, por sus siglas en inglés).

El programa VITA ofrece ayuda tributaria gratuita a personas con ingresos de $57,000 dólares o menos, personas con discapacidades y quienes tienen conocimiento limitado del inglés.

El programa TCE ofrece ayuda tributaria gratuita a mayores de 60 años. Los voluntarios de TCE se specializarán en preguntas acerca de pensiones y asuntos relacionados con la jubilación, exclusivos de las personas de la tercera edad.

Para mantener a todos seguros durante la pandemia, los voluntarios potenciales podrán conectarse virtualmente para aprender más acerca de los programas, hacer preguntas y averiguar qué función de voluntario es el adecuado para ellos.

Además, este año algunos sitios para voluntarios aprobados por el IRS ofrecerán ayuda virtual a los contribuyentes en lugar de hacerlo en persona. Esto permitirá a los voluntarios ayudar a los contribuyentes por teléfono o por internet para completar sus declaraciones. Otros voluntarios llevarán a cabo una revisión de calidad con el contribuyente antes de presentar la declaración electrónicamente al IRS.

Si quieres ser voluntario y ayudar a las personas a preparar declaraciones de impuestos gratuitamente en tu comunidad, visita IRS.gov/volunteers. Al inscribirte aquí, recibirás una invitación para asistir una orientación virtual.

–También te puede interesar: Empleados de Facebook no necesitarán recibir la vacuna del COVID-19 para regresar a las oficinas