Qué sigue en el Senado sobre la aprobación del tercer cheque de estímulo de $1,400

La buena noticia es que el monto de $1,400 dólares por persona se mantuvo en el plan

El Presupuesto de Reconciliación fue aprobado en la Cámara.
El Presupuesto de Reconciliación fue aprobado en la Cámara.
Foto: Captura C-SPAN / Cortesía

Una vez que la Cámara de Representantes aprobó la Reconciliación de Presupuesto, el proceso para el nuevo paquete de estímulo de $1.9 billones de dólares contra COVID-19 quedó zanjado para su integración en los comités del Senado.

Lo anterior tardará al menos dos semanas, debido a que los equipos de trabajo deben integrar todas las enmiendas hechas por demócratas y republicanos, aprobadas una por una en un proceso conocido como “vote-a-rama”.

El plan es muy amplio y diverso para pequeños negocios, familias, gobiernos estatales y locales y, por supuesto, fondos contra la pandemia de coronavirus.

La buena noticia es que los demócratas tienen el camino libre para aprobar el plan, aunque habrá ajustes, luego de las enmiendas sugeridas, votadas por separado, como parte de las reglas para este tipo de proyectos, las cuales tiene como ventaja no permitir la obstrucción y el alargamiento innecesario.

Se espera que el proyecto sea aprobado a finales de febrero o inicios de marzo, a tiempo para distribuir los recursos tras el fin de los fondos del paquete de $600,000 millones aprobado en diciembre pasado.

El cheque de $1,400

Aunque la mayoría de los demócratas no quiere nuevas reglas de envío de ayuda directa a familias, el Senado aprobó 99 a 1 la propuesta impulsada por los senadores demócrata Joe Manchin (Virginia) y la republicana Susan Collins (Maine), para garantizar que los pagos sean dirigidos a quienes más lo necesitan.

Es posible que esa enmienda tenga éxito, ya que el presidente Joe Biden expresó su intención de negociar a quién estaría dirigido el nuevo cheque, pero también quiere asegurarse que la clase media obtenga fondos.

La nueva ronda de cheques de $1,400 podría llegar al cien por ciento a quienes ganen máximo $50,000 dólares al año por persona o $100,000 por pareja.

A quienes obtengan más ingresos, el cheque les llegaría reducido.

El senador Bernie Sanders (Vermont) criticó a quienes impulsan el plan de “dirigir” el cheque.

“En otras palabras, trabajadores que recibieron un cheque de Trump no lo recibirán de Biden. ¡Brillante!”, ironizó en Twitter.

Dos temas polémicos

Aunque al final no fue incluida en la propuesta de resolución, los senadores aprobaron una enmieda para evitar que los fondos sean enviados a indocumentados, aunque es posible las parejas mixtas reciban ayuda, igual que ocurrió con el cheque de estímulo pasado.

Por otro lado, el presidente Biden reconoció que el incremento al salario mínimo nacional a $15 dólares por hora podría quedar fuera de la ley de presupuesto, debido a la falta de unidad entre congresistas.