Nueva York vuelve a la cima de casos de COVID-19 pese a plan de vacunación

El estado volvió a la cima de mayores contagios en el país, cuando las muertes alcanzan ya las 50,000, y solo Nueva Jersey le lleva la delantera en los reportes de nuevas personas infectadas

A pesar del plan de vacunación, Nueva York está registrando aumento de contagios y hay quienes asocian esto con la flexibilización de medidas
A pesar del plan de vacunación, Nueva York está registrando aumento de contagios y hay quienes asocian esto con la flexibilización de medidas
Foto: Edwin Martínez / Impremedia

El alcalde Bill de Blasio anunció este lunes con mucho optimismo, que la Ciudad de Nueva York sigue teniendo progreso significativo en los programas de vacunación contra el COVID-19, y se espera que esta semana se alcance a la cifra récord de 4 millones de personas vacunadas. Pero al mismo tiempo, a pesar de los esfuerzos promovidos para vacunar a los neoyorquinos, sobre el tapete hay una nueva preocupación: los contagios están aumentando y Nueva York volvió a ponerse arriba de la tabla de casos de COVID-19 a nivel nacional, precedido tan solo por Nueva Jersey que ocupa el primer lugar de infecciones.

Según datos de los contagios en ambos estados, en las últimas semanas Nueva Jersey ha incrementado sus nuevos casos en 37%, con 23,600 contagios reportados cada siete días, mientras que Nueva York en la última semana registró 54,600 reportes de personas con el virus. El estado vecino tiene 647 casos nuevos por cada 100,000 residentes, mientras que Nueva York alcanza 548 por cada 100,000, lo que no es ajeno al panorama nacional, que pasó de tener en promedio alrededor de 62,000 casos diarios cuando los índices hace dos semanas eran de 54,000.

A pesar de los números sobre nuevos contagios, el panorama en los hospitales no se parece en nada a los meses más oscuros del año pasado en donde se desbordó el sistema hospitalario y las muertes superaron los 900 casos diarios.

El alcalde De Blasio confirmó que la tasa de positividad del COVID-19 de los nuevos pacientes ingresados es muy alta, del orden del 73.47%, al igual que el promedio de casos diarios, estimada en el último día en 3,641, con un promedio de siete días del 6.19%.

De Blasio dijo que Nueva York siempre debe estar alerta a los datos e insistió en la urgencia de continuar a todo tope los esfuerzos de vacunación.

“Tenemos que asegurarnos de que las decisiones en Nueva York siempre se tomen siguiendo los datos y la ciencia”, dijo el Alcalde. “Es doloroso, pero sabemos lo que tenemos que hacer a partir de este momento: tenemos que vacunar al máximo número de personas y debemos ceñirnos a la guía inteligente que los médicos nos han dado hasta estar absolutamente seguros de que hemos doblado la esquina”.

Se superan los 50,000 muertos

El reporte del regreso de Nueva York a la cima de casos a nivel nacional junto con Nueva Jersey, se da justo cuando la Universidad Johns Hopkins informó que las muertes por el COVID-19 en el estado de Nueva York superaron este lunes las 50,000. Con un promedio de 76 muertes diarias el estado alcanzó las 50,017, entre casos confirmados y presumibles.

Expertos han pedido repensar las políticas de manejo del COVID que se han implementado en las últimas semanas e incluso el presidente Biden, sin entrar en detalle, mencionó que “la gente está bajando la guardia”.

Desde el mes pasado, el gobernador Andrew Cuomo autorizó el regreso de estadios grandes con eventos deportivos y conciertos, al 10% de su capacidad, se incrementó la capacidad de restaurantes al 50% en la ciudad, se volvieron a abrir los cines e incluso se reanudaron las clases de fitness en gimnasios y no se sabe a ciencia cierta si ello ha tenido alguna incidencia directa en al aumento de contagios.

De Blasio hizo referencia a las muertes registradas en Nueva York hasta el momento y aseguró que las cifra de 50,000 casos debe ser un campanazo de alerta.

“Este es un hito muy sombrío para el estado de Nueva York, 50,000 neoyorquinos que perdimos. Creo que es un recordatorio para que nos tomemos esta enfermedad muy en serio. Creo que es un recordatorio para nosotros de que esto aún no ha terminado, seguir los datos y la ciencia, seguir las precauciones que los líderes del cuidado de la salud nos han dicho constantemente que sigamos, que no nos relajemos de la manera incorrecta” dijo el mandatario de la Gran Manzana.