Sin goles en las Eliminatorias: Haaland mostró su lado humano

El goleador noruego nunca había encadenado más de dos partidos sin marcar goles, un dato que engrandece su joven carrera deportiva

Haaland usa la 23 en la selección de Noruega.
Haaland usa la 23 en la selección de Noruega.
Foto: EFE

Llegó realmente prendido con el gol a las primeras jornadas de Eliminatorias Mundialistas de Europa hacia Catar 2022 y se marchó seco, sin goles y con críticas. Este escenario no lo había vivido antes Erling Haaland en su carrera en clubes y selecciones.

Por primera vez en su carrera el goleador noruego se quedó sin marcar en tres partidos seguidos en una competición oficial. Fue titular contra Gibraltar, Turquía y Montenergo y no supo romper las redes.

Noruega ganó dos partidos y cayó en uno, y se benefició esta vez en los goles de Alexander Sørloth para sumar seis puntos. El delantero del Leipzig hizo el primero de la goleada 0 – 3 contra Gibraltar y marcó el único tanto del triunfo 0 – 1 frente a Montenegro.

Haaland disputó 225 minutos en la fecha FIFA y no marcó, tampoco asistió. Y si le sumamos el último partidos que había jugado con su selección la racha sin goles sube a cuatro.

Cifras que contrastan totalmente con lo que acumula en la temporada 2020-21: 33 goles en 31 partidos con el Borussia Dortmund. Solo dejó de marcar en 12 partidos y nunca pasó más de dos seguidos sin facturar.

Haaland: “Tengo que subir varios escalones”

Trras vencer 0 – 1 a Montenegro, Erling Haaland se mostró autocrítico sobre su rendimiento individual en los partidos con la selección de Noruega.

“Tengo que subir varios escalones. Si queremos tener una oportunidad, debemos cumplir con nuestro mejor esfuerzo. Es importante analizar en qué puedo mejorar en la selección nacional. Tengo que mirar dentro de mí y ver qué cosas puedo hacer mejor”, dijo a TV2 de Noruega.

Falló varios goles y reconoce que tener a Ståle Solbakken en la dirección técnica le ha complicado las cosas, ya que es nuevo en la selección. Sin embargo no lo toma como excusa, mostró su lado más autocrítico.